¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Jesús Sepúlveda se niega a declarar en la Audiencia Nacional

Decenas de personas le increpan en la calle cuando intentaba tomar un taxi

Este imputado en el sumario de esa red de corrupción defiende la inocencia de su exmujer Ana Mato, Ministra de Sanidad

El exalcalde de Pozuelo de Alarcón y exmarido de la ministra Ana Mato, Jesús Sepúlveda, ha defendido su inocencia y la de su exesposa tras negarse a declarar ante el juez Pablo Ruz por los pagos irregulares que supuestamente le hizo la red Gürtel a él y su familia entre los años 2000 y 2005.

Sepúlveda ha entrado a la Audiencia minutos antes de las 11.30 horas acompañado de su abogada y ha salido del tribunal un cuarto de hora más tarde, después de acogerse a su derecho a no declarar ante el magistrado.

El imputado ha afirmado a los periodistas que lo esperaban a la salida que su exmujer es inocente y que no debe dimitir de su cargo.

El interrogatorio al que iba a enfrentarse uno de los cuatro exalcaldes populares imputados en el sumario de la Gurtel debería haber aclarado los presuntos pagos para eventos familiares muy particulares.

Esos cumpleaños de los hijos con payasos y confeti por valor de 4 .000 euros.

Pero al final, Jesús Sepúlveda se ha enfrentado a los gritos de la calle, de los automovilistas que le ha reconocido en pleno Paseo del Prado de la capital.

Para acudir a su cita judicial, Sepúlveda llegó en taxi a la sede de la Audiencia, donde el juez le ha informado de que está imputado de los delitos de cohecho, prevaricación, malversación y contra la Hacienda Pública.

Su citación responde a un informe policial conocido el pasado día 1 que refleja pagos de hoteles, alquiler de coches y billetes de avión a nombre de Sepúlveda, su exmujer y actual ministra y varios miembros de su familia, por un total de 50.049 euros, que se realizaron a través de la empresa Pasadena, integrada en el entramado de Francisco Correa.

Jesús Sepúlveda, imputado en el sumario de la operación Gurtel.

Gritos contra Sepúlveda en pleno Paseo del Prado.

Cargando