¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Perfumerías Avenida consigue la duodécima

Avenida ya es finalista de la Liga Femenina y se medirá a Uni Girona de nuevo

Imagen de CB Avenida, con Silvia y Erika como protagonistas. /

Perfumerías Avenida logró en la jornada de ayer el duodécimo pase consecutivo a una final de la Liga Femenina, después de ganar los dos partidos iniciales de la eliminatoria frente a Uni Ferrol, que demostró sobre la pista el buen proyecto que ha llevado a las de Lino López a conseguir ser semifinalistas del campeonato.

Avenida salió de inicio con Silvia Domínguez, Givens, Alana, Milovanovic y Erika, y el equipo arrancó el choque con un parcial de 0-4, con juego eléctrico y con autoridad en el rebote ofensivo. Y además, con acierto de cara al aro y fallos de Ferrol motivados por la salida charra y la intensidad defensiva. 0-10 de parcial para las charras, y Lino López solicitó tiempo muerto.

Erika capturó su tercer rebote tras el tiempo de parón, y con ello, logró convertirse en la máxima reboteadora de la historia de la Liga Femenina. En medio, Ferrol recortó distancias y se puso 8-12.

Ortega pidió tiempo tras la reacción de Ferrol. Las gallegas igualaron el partido gracias a las aportaciones de Bea Sánchez y Ana Suárez. El míster charro no quería precipitación en algunos ataques; Laura Gil robó un balón en el medio para poner el 12-14. Y otro robo de Givens posterior desestabilizaba a las locales. Presión a toda la pista de Avenida que, junto a malas decisiones en ataque de Ferrol condicionan volvía a aupar a las charras al 12-18.

Al final del primer cuarto, Avenida dominaba 12-20. Los tiempos muertos sirvieron en ambos casos para reajustar a los equipos. A priori, se veía a un Avenida más listo a la hora de aprovechar las oportunidades de cara al aro, mientas que Ferrol tuvo sus tres buenos minutos.

El segundo parcial se inició con canasta para las charras y un contraataque magistralmente llevado por Ferrol, que endosó un triple a Salamanca. Alana respondió con un robo y canasta, y de nuevo llegó un tiempo muerto con 17-24. Es cierto que Marginean no tenía su mejor día de cara al aro y en ciertos pases, pero Ortega apostó por darle minutos en este período y a la postre, demostró incrementar el ritmo del choque.

En torno al minuto 16 de encuentro, el partido llegó a un impás en el que Erika seguía dominando el rebote ofensivo pero no con tanta claridad. Cabrera se jugó dos triples desde bastante distancia, y no consiguió anotar.

Con 10 de ventaja en el marcador (21-31) y tras tiempo muerto, Erika y Silvia se lo guisaban todo con los bloqueos permanentes en ataque. María Pérez Araújo consiguió anotar gracias a una canasta con pasillo incluido, y dejó la diferencia en 23-32. Partidazo de Erika al que también acompañó Silvia. El choque, no obstante, no estaba decidido.

Ya en la segunda parte, el inicio del tercer cuarto dejó una canasta de las charras, y dos ataques frustrados. Mientras tanto, Ferrol se topaba una vez tras otra con el muro de Avenida, encabezado por Alana y Erika. Sin embargo, las charras tampoco estaban demasiado cómodas en ataque, y es que la defensa en zona de Ferrol dejaba con dificultades el último pase charro. Laquinta Jefferson anotó un triple que dejó la diferencia en 28-38, con tiempo muerto de Ortega.

El siguiente minuto fue de locura. Sucesión de ataques rápidos con bandejas evidentes que fallaban los equipos. María Araújo mantenía su intensidad defensiva para poner en ocho puntos la distancia entre ambos.

Barbiee hizo una antideportiva sobre Marginean, y la rumana convirtió en puntos los tiros. Y acto seguido, Barbiee, fuera de sí, cometió otra antideportiva. Con 31-46 arriba, y los primeros nervios en la pista, de nuevo Barbiee fue protagonista, ya que debió abandonar el parqué del pabellón, banquillo incluido. Entre tanta emoción, se llegó a los últimos diez minutos con ese marcador.

En el último parcial, cuatro puntos a favor de las charras ponían el partido franco para ellas. Elonu se ponía en modo martillo anotando como siempre esas canastas que, aun siendo cercanas al aro, hay que meterlas.

El resultado se mantuvo inalterable durante buena parte del parcial y es que la defensa de Avenida fue, una vez más, brutal. Partido similar al del viernes en Salamanca que dejó a Ferrol con una anotación exigua.

Marginean fue de menos a más en el choque, y Quevedo y Miloglav disfrutaron de minutos al final, al igual que Ángela Salvadores, que hasta se permitió el lujo de dar un pase sin mirar a Milovanovic. Era el momento delicatesen. Avenida ya se sabía finalista. Y ganó. 39-61. Otra vez. La duodécima seguida. Haciendo historia.

Cargando