¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Vecinos de la Barriada de Hispanoamérica denuncian el mal estado de una zona verde

El Ayuntamiento ha cerrado el acceso a la misma con grandes pedruscos, que impiden el acceso de los servicios de limpieza

Los charcos que se forman en la parcela tardan meses en desaparecer, con la consiguiente putrefacción del agua /

Los vecinos de la Barriada Hispanoamérica-El Plan de Cartagena han denunciado en varias ocasiones, la última mediante un escrito en el Registro General el 19 de abril acompañado de unas 200 firmas, la situación en que se encuentran unos terrenos de propiedad municipal situados en las inmediaciones del Campus de la UCAM, y que están calificados como zona verde en el vigente PGMO (la zona verde afecta concretamente a las casas correspondientes a las calles Rio de Janeiro, Porto Alegre y Sao Paulo con el Campus de la UCAM).

Desde el mes de octubre del año pasado, el Ayuntamiento mantiene cerrada la zona para evitar que los vecinos aparquen, dejando grandes rocas en los accesos. Estas actuaciones municipales han ocasionado que el lugar adquiera un aspecto de dejadez, según denuncian los vecinos. Son frecuentes los charcos, los mosquitos, la basura, etc...

Las señales de prohibido aparcar están allí desde octubre / CTSSP

Uno de estos vecinos, Juan José Morenilla, denunciaba que desde que cerraron el acceso de vehículos a la parcela con grandes piedras la dejadez es absoluta ya que no pueden acceder vehículos de limpieza. Según dice, la zona lleva en esa situación desde octubre de 2016. Por eso han contactado con el grupo municipal de Cartagena Sí Se Puede y la junta vecinal del barrio ya que se sienten "abandonados".

Las piedras que cierran el acceso a la parcela / CTSSP

Otro vecino, Juan Pedro Pedreño, dice que todas las administraciones tiran balones fuera y que lo que quieren es encontrar es un punto de "bien común" en el que todo el mundo pueda seguir disfrutando de la zona. Dice también que cuando llueve se forman charcos que tardan un mes en desaparecer, lo que deriva en la putrefacción del agua.

Por estas razones el grupo municipal de CTSSP llevará este asunto al próximo Pleno, exigiendo responsabilidades a la Concejalía, preguntando las razones de colacar las piedras que, según indican, "supone un peligro para peatones y ciclistas", y por las carencias en el servicio de limpieza y mantenimiento de la vegetación que transforman en un basurero lo que debiera ser un espacio verde acondicionado para uso y disfrute de todos los vecinos.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?