¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Arturo Fernández niega ser un corrupto y dice que lo de las black fue un accidente

El expresidente de la patronal madrileña ha defendido su amistad con Esperanza Aguirre

El expresidente de la patronal CEIM y de la Cámara de Comercio de Madrid Arturo Fernández atiende a los medios antes de su comparecencia hoy en la Comisión de Investigación sobre Corrupción Política en la Comunidad de Madrid para informar sobre el denominado caso Aneri. / ()

El ex presidente de la Confederación de Empresarios e Industriales de Madrid (CEIM) y de la Cámara de Cuentas madrileña, Arturo Fernández, ha negado este viernes que sea un corrupto y ha calificado de “accidente” la sentencia contra él en el caso de las tarjetas opacas de Caja Madrid. Fernández, que comparecía en la comisión de corrupción de la Asamblea de Madrid para responder a las preguntas de los grupos sobre el conocido como caso Aneri, ha defendido su amistad con la expresidenta regional, Esperanza Aguirre. “Soy su amigo y a mucha honra”, ha sentenciado.

El expresidente de la patronal madrileña ha negado pertenecer a ninguna “trama”, en referencia a su presencia en las pegatinas que cubren el “tramabus” de Podemos. “Soy un empresario de tercera generación que llevo trabajando desde los 17 años”, se ha defendido Fernández, después de que la diputada de la formación en la comisión, María Espinosa, asegurara en su intervención que Fernández encarna la “trama madrileña” de empresarios y políticos.

Respecto al motivo de su comparecencia en la comisión, el presunto desvío de fondos públicos para cursos de formación del empresario José Luis Aneri, que da nombre al caso, Fernández ha asegurado que “no sabía nada” sobre formación y que además no era su obligación. El empresario ha destacado la independencia que tenían tanto la Cámara de Comercio como la CEIM y ha negado que recibiesen órdenes o directrices de la Comunidad de Madrid.

Fernández ha contestado a preguntas de los grupos de temas que no estaban relacionados con el motivo de la comparecencia. Ha recordado algo que en su día ya aseguró ante el juez; que solo una vez hizo una donación a Fundescam, cercana al Partido Popular, y lo hizo a través de su propia fundación. Fernández donó 60.000 euros “transparentes y claros” y ha asegurado que lo hizo “a cambio de nada”. El empresario ha recordado que fue su antecesor, Gerardo Díaz Ferrán, quien transfirió una cantidad que “según ponen los periódicos” fue de 100.000 euros, ha dicho. El expresidente de CEIM también ha negado que Lourdes Cavero (la esposa de Ignacio González), a la que él nombró como vicepresidenta, cobrase 140.000 euros. “Era menos, 110.000 o 100.00”, ha afirmado.

Podemos ha calificado la comparecencia de Fernández como una mezcla de “Ozores y Cantinflas”. El portavoz de la formación en la comisión, Miguel Ongil, ha asegurado que el expresidente de CEIM no ha acabado de contestar “claramente” qué tipo de convenios había firmados entre las instituciones que presidía Fernández y las asociaciones de CEIM (las que contrataron con la empresas de Aneri). Los otros grupos de la oposición tampoco han quedado satisfechos con las respuestas de Fernández. Sin embargo, el representante del PP en la comisión, Alfonso Serrano, ha afeado a las otras tres formaciones de la cámara que utilicen el caso Aneri para mezclar otros temas y dañar a su partido.

Cargando