¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

El futuro del PP cántabro queda en manos de Génova

El Comité de Derecho y Garantías decidirá qué sanciones aplica a los nueve diputados que se niegan a que la presidenta, María José Sáenz de Buruaga, asuma la portavocía

Comité Ejecutivo del PP /

El mensaje del Comité Ejecutivo, al que sólo han asistido dos de los miembros afines al ex presidente, ha sido rotundo. “Pedimos a Ignacio Diego que devuelva la lealtad que siempre le ha ofrecido el Partido Popular” ha recalcado la actual secretaria general del PP, María José González.

La Ejecutivo trasladará al Comité Nacional de Derechos y Garantías la negativa de los nueve diputados regionales a que la líder del partido en Cantabria, María José Sáenz de Buruaga, asuma la Portavocía en el Parlamento, para que ese órgano nacional decida qué sanciones aplica.

González no ha querido hacer cábalas sobre si los diputados “díscolos” terminarán siendo expulsados del partido. Tendrá que ser el órgano nacional quién analice si sanciona a los nueve de los trece diputados del grupo parlamentario que no aceptan a Buruaga como portavoz en sustitución de Eduardo Van Den Eynde,

El órgano nacional es el competente para abordar este asunto porque los nueve diputados son aforados y además entre ellos hay dos miembros de la Junta Directiva Nacional: el actual portavoz en la Cámara regional, Eduardo Van den Eynde, y José Manuel Igual.

 A la reunión no han asistido ninguno de los diputados regionales que forman parte de este órgano: Eduardo Van den Eynde y José Manuel Igual.

Tampoco han estado los senadores Javier Fernández y Esther Merino, que se han excusado, ni el delegado del Gobierno, Samuel Ruiz.

El Comité Ejecutivo ha decidido por mayoría de 37 votos a favor y dos en contra poner la negativa de los diputados al cambio de portavoz en conocimiento del Comité Nacional de Derechos y Garantías, que será el que aplique los estatutos "hasta sus últimas consecuencias", según ha explicado en declaraciones a los medios la secretaria autonómica, María José González Revuelta.

El último mensaje de la comparecencia que ha ofrecido la secretaria general ha sido para Ignacio Diego al que ha exigido que “devuelva la lealtad que siempre ha ofrecido el PP” y que “deje a un lado los personalismos para defender los intereses del partido y de los cántabro”.

Desde Génova toca ahora analizar qué sanción se les puede aplicar; si una falta muy grave que determinaría su expulsión del partido o una sanción temporal por negarse a acatar la disciplina de partido.

 

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?