¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

“El ficus avisó con un fuerte crujido y nosotros hicimos nuestro trabajo”

La rápida actuación de Antonio Bernal y José Ramón Martínez, tras ser alertados por una vecina de Murcia, impidió una tragedia en la Plaza de Santo Domingo con la caída del árbol centenario

Los agentes Antonio Bernal y José Ramón Martínez han pasado por el programa Hoy por hoy para contar lo sucedido. /

La caída del ficus de Santo Domingo del pasado viernes nos ha dejado la historia de dos agentes de la Policía Local de Murcia y la de una enfermera murciana convertidos en 'héroes' por un día. Este lunes lo han contado en Hoy por hoy.

Los agentes Antonio Bernal y José Ramón Martínez se encontraban patrullando por el paseo de Alfonso X El Sabio cuando Concha Soria, una enfermera murciana que pasaba por la zona, les alertó de la caída de hojas y de un fuerte crujido que había escuchado en el entorno del ficus.

Rápidamente, los dos agentes se dirigieron a dicha plaza donde pudieron comprobar que lo que les había dicho Concha era totalmente cierto. Antonio y José Ramón escucharon un "pequeño estruendo" seguido de otro más grande segundos después lo que les llevó a pensar que el árbol podía caer sobre la plaza y los peatones que circulaban por allí en ese momento.

Inmediamente, tal y como han relatado en Hoy por hoy, decidieron desalojar a las personas que se encontraban en ese momento sentadas en los bancos, "fue cuestión de segundos, no lo dudamos ni un momento", han asegurado los agentes.

Concha, la enfermera murciana que ha atendido la llamada del programa desde su trabajo, nos ha contado que al pasar por la zona escuchó el crujido del árbol e intuyó que algo grave podía pasar por lo que decidió llamar al 112, aunque en su trayecto se cruzó con los agentes de la Policía Local a los que les comunicó lo que había visto y escuchado.

Dice Concha que quizá su profesión de enfermera hizo que se adelantase a los acontecimientos, "me gusta observar y cuando hay algo que no me cuadra actúo", y eso hizo el viernes.

Minutos después de la llegada de Antonio y José Ramón a la zona del ficus se produjo el desplome de gran parte del emblemático árbol. Gracias a Concha, Antonio y José Ramón no hay víctimas que lamentar.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?