¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Segovia abraza al Acueducto

Con el Acueducto vestido de rojo y el concierto de Semilla Negra se cierran los actos del 25º aniversario del corte de tráfico bajo el Acueducto. Segovianos y turistas se han sumado a esta conmemoración con un abrazo multitudinario al monumento romano. Radio Segovia ha recordado esta efeméride con un programa con los protagonistas y testigos de excepción de ese momento

El Acueducto iluminado en rojo y el concierto de Semilla Negra ponen punto final a los actos del aniversario. /

Un multitudinario abrazo popular al Acueducto ha servido para simbolizar el cariño y el respeto de los segovianos y de cuantos visitan la ciudad por el bimilenario monumento. Este ha sido uno de los actos desarrollados por el Ayuntamiento de Segovia con motivo del vigésimo quinto aniversario del corte de tráfico bajos los arcos del Acueducto.

Un gran número de personas, agradadas de la mano y vestidas en su mayoría con la camiseta conmemorativa, se ha ido entrelazando con los pilares del monumento romano para recordar aquel 15 de julio de 1992 cuando los coches dejaron de atravesar la puente seca.

Segovianos y turistas se han unido para abrazar al Acueducto. / Radio Segovia

Una decisión complicada y controvertida que distintos protagonistas de aquel momento han recordado hoy en una edición especial del programa de Radio Segovia, A vivir Segovia que, en directo desde la Fundación Cándido, ha hecho una pregunta: "Y tú ¿cómo lo viviste?".

Por los micrófonos de Radio Segovia ha pasado el alcalde de Segovia en aquel momento, Ramón Escobar, que ha reconocido que no fue fácil tomar aquella decisión que, por otra parte, era demandada desde distintos ámbitos, tanto políticos como empresariales y del mundo del patrimonio artístico, pero que también tenía su contestación en algunos sectores de la sociedad segoviana.

El alcalde en 1992, Ramón Escobar, y la actual alcaldesa, Clara Luquero, conversan antes de dar el abrazo al Acueducto junto a la concejala, Claudia de Santos. / Radio Segovia

La unidad política de aquel momento en torno a este asunto ha sido puesta de manifiesto tanto por el entonces alcalde como por el líder de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Segovia, Luis Peñalosa. Ambos han recordado el entendimiento existente en el seno del Consistorio, conscientes de la necesidad de tomar cuanto antes esa decisión como también recomendaban distintos informes técnicos como en el que participó el arqueólogo Luciano Municio que también ha pasado por los micrófonos de Radio Segovia.

Las visitas aéreas que realizó el regidor en compañía de varios expertos al monumento fueron decisivas para dar ese paso trascendental de forma inmediata. Ramón Escobar preguntó entonces al ingeniero de minas, Fernando Pedrazuela, por el tiempo con el que podían jugar para estudiar el corte y Pedrazuela fue rotundo al afirmar "Ramón, no querrás pasar a la historia por ser el alcalde al que se le cayó el Acueducto".

La alcaldesa, Clara Luquero, también ha querido dar su particular abrazo al monumento. / Radio Segovia

A partir de ese momento, se puso en marcha un proceso marcado por encuentros al más alto nivel para conseguir soluciones de movilidad que paliasen el corte y derivasen el tráfico de las cinco carreteras que confluían bajo el Acueducto. Una tarea complicada dada las características de las infraestructuras que la ciudad tenía en ese momento.

Ramón Escobar llevó el asunto a Estrasburgo para reclamar el apoyo de la Unión Europa a esta decisión ante la que el Gobierno español se mostraba reticente y poco, o nada, colaborador. Esa fue "una locura", como ha señalado el exalcalde en Radio Segovia, pero que salió bien puesto que en Europa apoyaron la necesidad de cortar el tráfico rodado.

Multitud de personas han hecho cola para recoger su camiseta y abrazar al Acueducto. / Radio Segovia

Fue en ese momento cuando el proceso se aceleró y la Policía Municipal tuvo que reordenar en dos días el tráfico de toda la ciudad. Una tarea que ha recordado en A Vivir Segovia el jefe de la Policía Municipal, Julio Rodríguez Fuentetaja, que no olvidará como fue esa labor de reordenación de la movilidad sin apenas recursos.

Rodríguez Fuentetaja ha destacado la aportación del entonces arquitecto municipal, Federico Coullaut Valera, que planteó la solución para regular el tránsito de los más de 20.000 vehículos que a diario cruzaban el Acueducto. Esa solución serían las glorietas que Coullaut Valera había visto en Londres y que en Segovia comenzaron a hacerse de forma provisional para dar una respuesta inmediata a la necesidad que se presentaba.

El arqueólogo, Luciano Municio, ha compartido sus recuerdos de ese momento en el programa especial que ha realizado en directo Radio Segovia. / Radio Segovia

Los agentes de la Policía Municipal, "como si de los diablillos de la leyenda del Acueducto se tratase" como ha apuntado el policía local José Luis Muñoz, comenzaron a cambiar las señales de tráfico de la ciudad y a apagar los semáforos que a partir de ese momento dejaban de ser necesarios.

Así es como se llega al 15 de julio de 1992, primer día sin coches bajo el Acueducto. Una imagen de la que son testigos de excepción la familia Cándido como ha reconocido Alberto López que ha recordado como ese era un sueño que siempre había tenido su padre, Cándido, y que pudo ver cumplido un mes antes de morir.

El exalcalde Ramón Escobar y el hostelero Alberto López comparten recuerdos de ese momento histórico en los micrófonos de A Vivir Segovia. / Radio Segovia

Radio Segovia fue, para muchos, fundamental para conocer la decisión del alcalde de cortar el tráfico bajo el Acueducto como ha apuntado el A Vivir Segovia Juan Luis Misis que aún recuerda el susto que se llevó cuando, de vuelta de vacaciones, "al llegar a San Rafael pusimos Radio Segovia en el coche y dieron la noticia del corte".

Esa decisión se celebra ahora, cuando se cumplen 25 años, como también se celebró en aquel momento con una actuación del dúo formado por Feliciano y Salva. Talleres, exhibiciones, exposiciones, visitas guiadas, una visita aérea y una mesa redonda para abordar la "Historia de un prohibido", junto con la iluminación en rojo del Acueducto y diferentes actuaciones musicales sirven para recordar aquella decisión.

Cargando