¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

València-nord

Los orígenes de la Estación del Norte

Hace 100 años se inauguró, sin muchos alardes, la Estación del Norte, una joya arquitectónica de estilo modernista con la que Demetrio Ribes representó el esplendor de la Valencia de la Exposición Regional de 1909

El ferrocarril llegó a Valencia un 21 de marzo de 1852. Una única línea cubría los seis kilómetros del trayecto entre el Grao, en el Puerto, y la primera estación, que se construyó a escasos metros de la actual plaza del Ayuntamiento. Durante el siguiente medio siglo, las conexiones se multiplicaron, la población en Valencia se duplicó y esa estación se quedó pequeña. Su propietaria, la Compañía de los Caminos de Hierro del Norte de España, más conocida como Norte, comenzó los trámites para su traslado, como explica Inmaculada Aguilar, responsable de la Cátedra Demetrio Ribes.

Su construcción fue encargada al joven Demetrio Ribes, arquitecto de Norte y se prolongó durante una década. 10 años en los que no se paró el servicio y los trenes tuvieron que atravesar las entrañas del edificio, como tienen documentado Juan Luis Llop, de la Asociación de Amigos del Ferrocarril.

La Estación del Norte se acabó de construir durante la primera guerra mundial, aunque en Valencia todavía se respiraba el aroma de aquella exposición regional de 1909. Luís Arciniega, también de la Cátedra Demetrio Ribes destaca la modernidad de esta obra.

Cargando

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?