¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Mucho despacho, poca obra

Mientras el ministerio de Fomento aprueba el enésimo trámite de la Autovía del Duero en la provincia de Valladolid, apenas hay avance en las obras reales que se llevan a cabo en esta carretera

Apenas avanzan las obras en los tramos de la A-11 en los que están iniciadas pese a que se siguen aprobando trámites burocráticos /

Se publicita como un avance en el proyecto para la autovía del Duero, cuando apenas es un trámite burocrático más: el Ministerio de Fomento ha anunciado este fin de semana la aprobación del expediente de información pública y definitivamente el proyecto de trazado de dos tramos de la Autovía del Duero (A-11): el que continúa el tramo que ya está hecho desde la capital vallisoletana y que unirá Tudela de Duero y Olivares de Duero (20,4 km) y el segundo, inmediatamente contiguo, desde Olivares hasta Quintanilla de Arriba (14,5 km). Se da así el último y definitivo espaldarazo a la denominada “Alternativa Duero Norte”, que añade diez kilómetros más a la alternativa “Sur Duplicación” que transcurría paralela al Duero, pero que invadía los que las autodenominadas “bodegas de la Milla de Oro” habían bautizado como “viñedos emblemáticos”. La alternativa seleccionada no solo es más larga, sino que requiere dos puentes para cruzar el río primero hacia el norte para luego volver a cruzarlo hacia el sur, dos elementos que encarecen también el proyecto e incrementan la peligrosidad del trazado. A cambio dejarán intactas las plantaciones de las poderosas bodegas.

Según el documento aprobado el Gobierno prevé que la licitación de ambos tramos suponga un montante cercano a los 230 millones de euros. A ello se añade la previsión de emplear algo más de 8.300.000 euros para pagar la expropiación de los terrenos.

La publicación este sábado en el Boletín Oficial del Estado de la última decisión que afecta a este expediente es el punto y final de la la vía administrativa, lo que, dada la experiencia que acumula esta carretera en su trayecto soriano no augura ningún avance en cuanto al comienzo de las obras en estos tramos. De hecho cabe recordar que los Presupuestos Generales del Estado aprobados para 2017 apenas prevén dos millones de euros para estos tramos, es decir ni siquiera el 0,9% del total que habrá que invertir según el documento recién aprobado.

Y aún queda burocracia por cumplimentar: de hecho el mismo documento recuerda que está pendiente de revisar y subsanar en el caso de que sea preciso el Anejo de Expropiaciones con el fin de componer una relación de afectados veraz y completa. Todavía hay que considerar las alegaciones que se han presentado, sobre las superficies de las fincas afectadas, bienes valorables en ellas o naturaleza y usos de las mismas. Algunas afectan también a la titularidad de las tierras y su registro en los organismos oficiales pertinentes. Hay también entidades implicadas a las que se tendrá en cuenta, como la Comunidad de Regantes del Canal de Riaza y la Comunidad de Regantes del Canal del Duero, o la Sociedad Estatal de Infraestructuras Agrarias (Seiasa), de manera que se pueda consensuar la solución adoptada para la reposición de las infraestructuras de riego del Canal de Riaza.

 

 

 

Cargando

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?