¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Banca Pecho: avanza el estado de ruina ante la parálisis administrativa

Los 312.000 euros aprobados en remanentes para el derribo del edificio y ejecución de la primera fase ya son inviables de ejecutar

Imagen que muestra el evidente deterioro de la Banca Pecho y quizá hasta el riesgo de derrumbe /

La Junta de Gobierno local aprobó con fecha 2 de mayo de 2017 la declaración oficial de ruina de la Banca Pecho. En aquel momento, se explicó que este inmueble situado en la Plaza Mayor, tendría que ser demolido en un plazo máximo de cuatro meses. A partir de ahí, el portavoz del equipo de gobierno, Emilio Berzosa, mostró su confianza en que las obras para rehacerlo no tendrían que demorarse más allá del plazo de un año. Casi han transcurrido cinco meses desde entonces. Lo único que ha avanzado en este intervalo de tiempo es el estado ruinoso del edificio mientras la lentitud administrativa ha alcanzado un nivel tan inadmisible como inexplicable

En ese mes de mayo de 2017 hubo algo más que una simple declaración de intenciones para rehacer el edificio de la Banca Pecho como futuras instalaciones del área económica del Ayuntamiento de Aranda de Duero y archivo municipal. En la aprobación de los Remanentes de Tesorería se aprobó una cantidad de 70.000 euros para la elaboración del proyecto (derribo, construcción y dirección de obra), una partida de 312.000 euros para ejecutar la demolición del inmueble y la primera fase de construcción y el firme compromiso, recogido ya en el borrador de los próximos presupuestos, de otros 336.000 euros para la segunda y última fase de la reforma. Contó con la aprobación del Equipo de Gobierno, Ciudadanos, Renovación Arandina Progresista y UPyD.

Parece que la actuación sobre el inmueble tiene que ser inmediata ante un posible riesgo de derrumbes / Cadena SER

Por razones que nadie ha sabido explicar a esta redacción de Radio Aranda Cadena SER, no se ha realizado aún el pliego de bases técnicas para sacar a contratación la redacción de un proyecto que ya contaba con un estudio previo desde 2010. Y sí se confirma que el expediente está muy lejos de haber seguido los pasos que se pretendían para cumplir con los plazos deseados. Tanto es así que, precisamente por el vencimiento a fecha 31 de diciembre para ejecutar los remanentes de tesorería, ya resulta del todo imposible desde un punto de vista administrativo, desarrollar la primera fase de reconstrucción de la Banca Pecho. Siendo generosamente optimistas, todo lo que se puede alcanzar es el trámite inicial de sacar a licitación el proyecto. Al ritmo actual de gestión, es obvio pensar que tampoco saldrá adelante.

BLOQUEO DE LICENCIAS. El expediente de la Banca Pecho no es sino un ejemplo más de la excesiva tardanza en la tramitación de proyectos y licencias en el departamento de urbanismo del Ayuntamiento de Aranda de Duero. Según datos a los que ha tenido acceso la Cadena SER, hay tramitaciones que se encuentran estancadas desde 2015. Responden principalmente a licencias medioambientales.

El inmueble tenía que ser derribado ya en 2017 según los plazos inicialmente previstos / Cadena SER

Esta calma tan desesperante en sacar adelante los trámites pertinentes, está alertando además a empresas que pretenden realizar notables inversiones en esta ciudad de la conveniencia de que les resulte rentable planteárselas. Los plazos administrativos a los que tienen que enfrentarse les resulta del todo inadmisibles

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?