¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Jesús Ruiz Cayuso: "Nos hemos sentido engañados"

El otro aspirante a la secretaría provincial del PSOE no se rinde y tratará de recuperar 109 avales anulados

El aspirante a secretario provincial del PSOE de Cádiz, Jesús Ruiz Cayuso /

"Ha sido un proceso que no nos ha satisfecho. Nos hemos sentido engañados", sostiene Jesús Ruiz Cayuso, militante del PSOE de San Fernando, después de que la anulación de 266 avales presentados le haya birlado la oportunidad de enfrentarse en primarias a la actual secretaría provincial socialista de Cádiz, Irene García, para disputarle el puesto. Ruiz Cayuso, representante de los afines a Pedro Sánchez, cree que "no ha habido voluntad de equidad" y tiene hasta el miércoles para recurrir y recuperar 109 avales, los que necesita para ser candidato.

Irene García, afín a Susana Díaz, ya ha dado por buena su proclamación como secretaria provincial del PSOE tras reunir 2.677 avales válidos (53% del censo), aunque presentó más de 3.000. Los otros avales, más de 300 fueron anulados. De similar forma le ocurrió a Jesús Ruiz Cayuso, que pudo presentar 1.165 avales, pero, tras ser revisados, se ha quedado en 899, a 109 de los 1.008 que se necesitaban para ser candidato.

El aspirante sanchista ya ve "cosas raras" en la alta participación. "Han avalado en este proceso el 83% del censo. Es algo que jamás había pasado. Es algo muy llamativo y da a entender que hay cosas raras, vamos a dejarlo ahí. Es una participación excesivamente alta". Ruiz Cayuso admite que la candidatura de Irene García ha tenido que hacer "mucho esfuerzo" para reunir más de tres mil avales, pero cree que sus 1.165 son muy meritorios "para un candidato desconocido, sin cargos, ni aparato detrás".

El problema para Ruiz Cayuso es que, en primer lugar, de sus 1.165 avales, 119 también habían apoyado a Irene García. La normativa del proceso establece que si hay duplicidad de avales entre dos aspirantes se anulan para ambos. "Eso es algo sobre lo que poco puedo decir. Consigues que alguien te respalde y luego se sienten presionados y también se lo dan a Irene", explica. "Lo que sí tenemos contrastado con cinco escritos presentados sobre cinco personas a las que se les recogió el aval que nos iban a dar y después se registró para Irene. Esas personas han hecho una reclamación para retirar el aval a Irene y dármelo a mí".

La "sorpresa" principal para Ruiz Cayuso es que, además, 142 avales han sido declarados inválidos. "No sabemos el motivo, sólo que han introducido el DNI y la aplicación informática no lo acepta", ha señalado el aspirante. "Ha podido ocurrir que se haya mecanizado mal una letra o un número del DNI, que esa persona no sea militante, que causara baja, la cuestión es que queremos investigarlo con nombres y apellidos para saber si son errores subsanables". Ruiz Cayuso tiene hasta el miércoles 20 de septiembre de plazo para presentar recurso y tratar de recuperar, al menos, 109 avales y alcanzar así los 1.008 avales necesarios. Es consciente de que son muchos, pero no se rinde. "La proclamación de Irene García es provisional hasta el miércoles. Nosotros vamos a investigar qué ha pasado con esos avales y cuando sepa qué ha ocurrido sabremos si ha habido errores o bien nos hemos equivocado nosotros".

Ruiz Cayuso se queja de que en el proceso de recuento de avales "no haya habido voluntad de equidad", de ahí que llegaran a pedir la suspensión del procedimiento a la comisión federal de ética y garantías. "El recuento lo iba a hacer una empresa externa y cuando llegamos vimos que los que iban a introducir los datos en los ordenadores eran militantes de Juventudes Socialistas que habían formado parte de la plataforma de apoyo a Irene García. Hicimos un recurso, que no fue tenido en cuenta.

Después vieron que en la sala del recuento de avales había un censo impreso que se estaba usando para tachar avalistas. "La ley de protección de datos prohíbe que haya censos impresos, y el federal ya había dicho que lo único que debía hacerse era introducir los DNI de los avales en la aplicación, sin ningún tipo de censo escrito. Recurrimos y esta vez sí que nos hicieron caso, con lo que se introdujeron todos los avales".

Ruiz Cayuso se queja del ambiente "enrarecido" y la falta de "voluntad de equidad e imparcialidad. Aguardará al 20 de septiembre para saber en qué queda su situación, y vuelve a lamentar que la dirección regional fijara el 20% de avales necesarios para poder convertirse en candidato. "Con un tres o un cinco por ciento, yo ya sería candidato. Y nos mediríamos en las urnas, pero, eso sí, con votación secreta. Porque muchos militantes nos han dicho que no nos avalaban por miedo, pero sí nos votarían en unas primarias. Porque en una votación secreta las tornas pueden cambiar mucho".

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?