¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

29-33. Un Puchi con dos caras

Granollers fue muy superior en la primera parte

El debut del equipo ibicenco en la División de Honor dejó un sabor agridulce a las jugadoras /

Hay derrotas que duelen y otras que dejan una sensación menos amarga .Llegó el histórico debut del Ants- BfitMuchoticket Santa Eulària en la máxima categoría del balonmano femenino y las ibicencas perdieron ante KH-7 BM Granollers.

No se pudo ganar, pero seguro que tanto las jugadoras ibicencas, como el cuerpo técnico e incluso los aficionados que en buen número acudieron a presenciar el encuentro no se fueron a casa decepcionados. Y es que al Puchi le condenó una primera parte desastrosa, en la que todo fueron nervios, imprecisiones y precipitación en ataque y una defensa inexistente que permitió a las catalanas jugar a placer durante 30 minutos.

El Granollers empezó dominando 0-2 y poco después Ainhoa García se convertía en la primera jugadora del conjunto ibicenco en marcar un gol en la Liga Guerreras Iberdrola. Los ataques del Granollers duraban cinco segundos, los contragolpes eran vertiginosos.

En los duelos individuales superaban con facilidad a sus marcadoras, para fusilar una y otra vez a Muñiz. Sarandeva, Vizuete y Vegue eran un martillo pilón. En cambio, las locales se topaban con un muro defensivo impenetrable, con Gassama y Prelchi, dos jugadoras de gran envergadura, en el centro de su 6-0 defensa. La circulación de balón era poco fluida, no llegaban balones claros a los extremos y la pivot, Daniela Piedade,se desgastaba buscando ganar la posición, pero tardó, 19 minutos en recibir un balón en condiciones que convirtió en gol. Sólo Carmen Campos acertaba alguno de sus lanzamientos, aunque tampoco estuvo fina en ataque.

Noel Cardona probaba diferentes alternativas, en ataque y defensa, pero no salía nada. El marcador se fue desangrando para las ibicencas, con un Granollers que llegó a tener una renta de 13 goles y que se fue al descanso con un contundente 10-22.

Viendo un resultado así en el primer partido, cualquier otro equipo hubiera pensado que lo mejor era dosificar fuerzas y pensar en la siguiente cita, pero el Puchi tiene un gen especial, que le impide rendirse y su filosofía de juego es irrenunciable. empezó el partido con su tradicional defensa avanzada y su técnico optó por arriesgar todavía más tras el descanso, con una defensa individual muy avanzada que empezó a crear problemas a las vallesanas.

En ataque despertaban, García y Ana Boned, dirigía con más criterio y rapidez en la circulación Ana Ferrer, en la posición de central, y lo que era poco menos que una heroicidad en el primer tiempo: Marcar un gol, se convirtió en algo rutinario.

Muñoz empezaba a parar en la portería ibicenca y poco a poco la renta se fue recortando por debajo de los diez goles. Granollers empezó a perder balones y sólo la calidad de su central Tilda Matthjis, una jugadora superlativa, que además de dirigir anotó 8 goles, siendo la única referencia en ataque en toda la segunda parte impidió que el marcador se estrechara más.

El Puchi lucho sin desmayó, desaprovechando algunas ocasiones, sobre todo por los extremos, pero siguió recortando, porque su defensa era extraordinaria hasta dejar el marcador final en una diferencia de cuatro goles. Se perdió, se pagó la novatada y la falta de ritmo de competición, en la primera parte, pero quedó claro también que las ibicencas saben y pueden competir en esta categoría.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?