AQUAVALL invertirá 11,5 millones en las redes del agua, congelará las tarifas y subirá los sueldos

La empresa pública subirá el sueldo de los 170 trabajadores un 1%. El PP cuestiona el dinero de las inversiones

Las tarifas del agua serán en 2018 idénticas a las de 2017; las inversiones en las redes de abastecimiento y depuración alcanzarán los 11,5 millones de euros y el sueldo de los trabajadores de la empresa pública Aquavall se incrementarán un 1%. Son los principales acuerdos adoptados en el consejo de administración, compuesto por el gerente de la entidad, personal técnico, comité de empresa, Cámara de Comercio, Federación Vecinal Antonio Machado y los grupos municipales.

Uno de los principales gastos de la sociedad municipal se refiere al personal: las nóminas de los 170 trabajadores, que suman casi 5 millones de euros, subirán un punto porcentual. Un aumento en la empresa pública que choca con la congelación salarial que tenían desde hace tres años en la empresa privada Aguas de Valladolid.   

La concejala de Medio Ambiente y Sostenibilidad, María Sánchez, destacó el ahorro en las contrataciones desde que el pasado 1 de julio el Ayuntamiento de Valladolid asumió la gestión, cifrado en 717.000 euros en los primeros cuatro meses, lo que implicará al final del año una cifra estimada de  1.314.000 euros .

Además, se han establecido las bases para la constitución de una bolsa de empleo para cubrir puestos de trabajo de operarios en el departamento de distribución de redes de agua y alcantarillado, y se ha acordado la adhesión a la central de contratación del Federación Española de Municipios y Provincias, que facilitará los procesos de contratación, procurando que sean más rápidos, transparentes y eficientes.

El Grupo Municipal Popular ha denunciado que la inversión se ha reducido en un 40% respecto de la prevista inicialmente, dejándose se invertir cerca de 2,2 millones de euros y “siempre que se cumplan las nuevas previsiones de la sociedad que, desafortunadamente, puede que no lo consigan”, según un comunicado.

 "El PP municipal considera que Puente y la concejala María Sánchez han engañado a los vecinos de Valladolid, ya que no han incorporado a las inversiones de la EPEL el canon cobrado a la empresa que lo gestionaba hasta julio de 2017,  que se ha gastado en gastos corrientes municipales y no en mejora de la red de abastecimiento”.

Para el principal partido de la oposición  las cifra previstas de inversión para el año 2018 son “una carta a los reyes magos, sin fundamento y no diciendo la verdad”. Para el portavoz del  PP "si no son capaces de ejecutar 5 millones en 2017, difícilmente podrán ejecutar 11 millones en 2018”

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?