¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

ÚLTIMA HORAMuere el fiscal general del Estado, José Manuel Maza

Anima Naturalis recoge 5.000 firmas en la campaña 'Stop Galeras' en Palma

La entidad acusa a Més per Palma de incumplir su promesa de cambiar los coches de caballos por vehículos eléctricos

El colectivo Anima Naturalis ha relanzado la campaña 'Stop Galeras' para conseguir que el Ayuntamiento cambie las rutas turísticas en coche de caballos por vehículos eléctricos que presten el mismo servicio pero sin utilizar animales. Por el momento llevan 5.000 firmas recogidas, aunque el objetivo es llegar a las 10.000 en unos meses. La entidad animalista acusa al pacto de Gobierno en Cort, sobre todo a Més per Palma, de tibieza a la hora de afrontar un compromiso que los econacionalistas llevaban en su programa electoral.

El portavoz de la asociación, Guillem Amengual, explica que Més per Palma prometió la sustitución de las galeras por vehículos eléctricos, aunque en las últimas semanas han notado una falta de voluntad para cambiar la situación. La intención de la campaña es provocar una mayor presión social para que el Ayuntamiento actúe.

Según Amengual, el Consistorio pretende regular las galeras mediante una ordenanza en la que se baraja prohibir su circulación durante periodos de ola de calor o ampliar las sanciones, que actualmente no se pagan. De las 20 impuestas el año pasado, dice, solo se abonó una.

Amengual cree que es necesario poner el acento en el sufrimiento de los caballos y en las condiciones en las que trabajan y que nadie controla. Para que el colectivo no se vea afectado por la supresión de las galeras, proponen recorridos en vehículos eléctricos como ya se hace en ciudades como Nueva York o México.

Ordenanza de Bienestar

Anima Naturalis también se muestra crítico con el proyecto de Ordenanza de Bienestar Animal que prepara el Ayuntamiento y que prevé endurecer las sanciones por incumplimientos como maltrato animal o conductas incívicas. Una medida que Amengual alaba, a pesar de que la sanción máxima por el incumplimiento de la ordenanza será de 3.000 euros.

El portavoz considera imprescindible de que las sanciones vayan acompañadas de un control de las situaciones y de los casos de maltrato animal. Por eso han pedido al Consistorio que cree una Oficina de Bienestar Animal y ponga el foco en el comercio y la venta de especies tanto en establecimientos como en transacciones privadas.

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?