¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Almassora inicia la reestructuración del mercado ambulante con el traslado de 12 puestos a la plaza de España

Los hosteleros de la avenida José Ortiz podrán mantener las terrazas operativas los martes y los viernes

El traslado de una docena de puestos del mercado ambulante de Almassora de la avenida José Ortiz a la plaza de España marca el inicio del plan de reestructuración del mercado ambulante, promovido por la Concejalía de Comercio de Almassora. La medida beneficiará también a los hosteleros de este tramo del vial, puesto que podrán mantener las mesas en las terrazas los martes y los viernes, cuando el centro del núcleo urbano acoge el mercadillo.

La voluntad del departamento que dirige Roger Beltrán es agrupar todos los puestos de materiales textiles y del hogar sobre las plazas de España y Pere Cornell y mantener los de alimentación en el aparcamiento de Pere Cornell, de modo que “los negocios queden organizados en función del producto y el mercado ocupe menos espacio y, por lo tanto, se reduzcan molestias como la falta espacios de estacionamiento”. En esta misma línea, el edil ha confirmado que los técnicos municipales estudian cómo distribuir más de un treintena de puntos de venta de textil, que deberán reubicar en el tramo peatonal de Pere Cornell.

La medida también alcanzaría a otra docena de comercios de alimentación, que se moverían hasta el tramos asfaltado de la plaza y compartirían espacio con negocios del mismo perfil. De este modo, viales como la calle de la Purísima quedarían libres los días de mercado. Por el momento, la necesidad de instalar una escalera de emergencia en el lateral de l'Espai Mercat, exigida para cumplir con la normativa, ha motivado el traslado de los primeros puestos a la plaza de España. La actuación implicará, además, el desplazamiento de la zona de carga y descarga, que será ubicada en el lado opuesto de la avenida José Ortiz.

Cabe recordar que la Concejalía de Cultura ultima los trabajos para la apertura del Museu de Joguet en la primera planta del edificio del Mercat Central, que albergará alrededor de mil piezas propiedad de la familia Arenós-Agut. La nueva sala tendrá 272 metros cuadrados distribuidos de manera diáfana y contará, además, con una recepción, aseos y un cuarto de limpieza. El consistorio aspira a alcanzar las 800 visitas anuales y a que el museo, que superará las 450 piezas de la muestra del Museo Valenciano del Juguete de Ibi (Alicante), sirva para atraer turistas hasta el municipio.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?