"No podemos permitir el muro de la vergüenza"

La Marea Amarilla inicia las movilizaciones para exigir que se retome el proyecto de soterramiento

Muro protector de la línea del AVE a la entrada de Granada /

No al tren en superficie. No al muro de la vergüenza. Así ha bautizado la Marea Amarilla al muro de hormigón de cuatro metros que protege la línea del AVE y que aisla y divide a tres barriadas: Chana, Rosaleda y Pajaritos.

Esta jueves, la Marea Amarilla reinicia las protestas para seguir exigiendo que la entrada soterrada del tren.

De momento, no hay compromiso alguno del ministerio de Fomento. Lo único que prometió el director general de infraestructuras en su reciente visita a Granada es que se encargaría un proyecto de actualización del precio de esta obra, para comprobar si es viable económica y técnicamente. Una tibia promesa, una más, que a la Marea Amarilla le sabe a milonga.

Fomento, hace ya tres semanas, prometió que encargaría el proyecto de forma inmediata para la actualización de precios de la variante de Loja y del soterramiento de entrada a la ciudad. Pero de momento no hay noticias, ni siquiera el alcalde tiene datos. No sabe si el proyecto está ya encargado.

La Marea Amarilla se concentra cada jueves en la conocida Venta Zurita. Es la primera de las cuatro movilizaciones que están previstas en noviembre.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?