¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Los niños con enfermedades crónicas podrán recibir medicación en el aula

Los maestros y profesores, con la información de las familias y los pediatras, podrán suministrarles su medicación en el caso de que sea necesario, como crisis epilépticas o diabetes

Los niños con enfermedades crónicas tendrán una atención personalizada en el aula en la que participarán sus docentes y pediatras. El Gobierno de Aragón ha puesto en marcha un plan específico de salud que incluye la información por parte de las familias, la formación del profesorado y la coordinación con un centro de salud de referencia.

Las familias de estos niños deberán acudir a su pediatra y rellenar un formulario cuyo modelo ya está colgado en la página web del Departamento. "Lo que vamos a hacer es que el docente, el centro educativo, tenga una información, no solo de la familia, sino también del centro de salud", explica Mayte Pérez, consejera de Educación, quien añade que "las familias tendrán que llevar un formulario de su pediatra para que el centro lo conozca y poner a disposición los medios necesarios para poder dar esa medicación". 

Crisis epilépticas o diabetes se conocerán y atenderán en los colegios, y en los centros de salud, también se han dado los primeros pasos. "Vamos a poner en marcha una serie de registros, se ha hecho una hoja de interconsulta de acuerdo con los pediatras, para que todos sigan un mismo protocolo, y que quede bien claro con los padres y profesores las necesidades del niño, para que se le atienda adecuadamente, siempre que sea posible, desde la propia escuela" matiza Sebastián Celaya, consejero de Sanidad. 

"En aquellas situaciones más complejas se hará un plan individualizado que responda a esa necesidad", asegura Mayte Pérez. Los docentes podrán administrar medicamentos aunque será de forma voluntaria "pero sobre todo, después de un proceso de información, de asesoramiento y acompañamiento del centro de salud y del médico de referencia que va a estar conectado con el centro, concluye.

Los padres también podrán entrar al centro y darles los fármacos a sus hijos. No se contempla, por tanto, la posibilidad de que los centros cuenten con enfermeras. 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?