¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

CULTURAL 2-AD ALCORCÓN 2

Sumar a contracorriente

Tiros al poste, el hielo como hándicap, un arbitraje contrario y un Alcorcón ambicioso se cruzaron en el camino de otro empate de la Cultural. Rodri y Aridai marcaron. Aluvión de ocasiones visitantes en el tramo final.

Rodri, en una acción dentro del área /

La habitual montaña rusa de emociones, alternancias, ocasiones y errores arbitrales empujó la Cultural al enésimo empate. Ya es el rey de las tablas. Diez de sus diecisiete partidos no encontraron vencedor. El de esta mañana, ante un notable Alcorcón, pasa por ser uno de los partidos más divertidos en lo que va de temporada. Por tener, tuvo hasta un área helada, aspecto que condicionó sobremanera el desenlace del partido.

Atacó inicialmente el equipo leonés sobre el fondo sur y no obtuvo el jugo que merecía la ocasión. El arranque del partido resultó un avance. Aridai chutó a la base del poste a donde se estiró Casto para meter la mano y, en el rechace, Buendía se estrelló con el meta y con el palo. Otra de palos. En el área local, Pereira chutó y el meta Jesús rezó el rosario para que la pelota que no pudo atrapar y que se estrelló en el hierro volviera a sus manos.

Así de agitado, como cada encuentro de la Cultural, que se estiró a la presión cuando Errasti era el poseedor. Robó Yeray, avanzó varios pasos Rodri y, desde la frontal, el ariete soltó un latigazo que Casto acompañó con la mirada, impertérrito, saludando el misil que se perdió lejos de sus dominios. Nuevamente Rodri, un delantero en estado de gracia.

Rodri celebró su sexto tanto en la liga / Cultural y Deportiva Leonesa

Asistió el respetable a minutos de ensueño de su equipo, jugando como acostumbra en tramos alternos y espoleado por el marcador. Le faltó sacar mayor provecho de la contingencia en el área visitante. Cuando cedió en su dominio y el Alcorcón jugó a su ritmo, aparecieron las carencias defensivas. Recibiendo el balón de un saque de banda, Dorca centró a placer, Albizua perdió la marca, Viti cerró tarde y Pereira, el más pequeño, cabeceó a gol, sin que Jesús pudiera rechazar el remate.

La Cultural pisó nuevamente el acelerador y arreció la polémica. El envío de Aridai fue cabeceado por Señé, en clara posición legal, a las mallas. Ocón Arraiz, llevado al error por su asistente, invalidó el tanto del catalán. La actuación arbitral encendió aún más los ánimos cuando Rodri fue zancadilleado por el meta Casto en las barbas del trencilla riojano. El Reino de León era entonces un clamor y en la trastienda técnico y jugadores maceraban su enfado luego expresado ante los medios.

Ya entonces el partido había dado dos nuevas vueltas de tuerca. Porque tras un arranque a merced del Alcorcón, con un claro disparo de Dorca que se perdió alto, la Cultural se entonó. Le costó un mundo. Incluso el fiable Yeray enlazó pérdidas en pocos segundos. Un centro-chut de Aridai, titular por merecimientos, se convirtió en un tiro que volvió a sorprender a Casto, espectador de lujo en su área. Sin embargo, el 2-1 fue efímero. Al saque de centro le siguió una diagonal a la espalda de Viti, que rodó por los suelos favoreciendo el control de Sangalli y su pase a la frontal donde Dorca, libre de marca, acudió puntual para, esta vez sí, batir el marco leonés.

Buendía alternó luces y sombras / Cultural y Deportiva Leonesa

Otra vez a empezar. Rodri, asistido por un Viti más entonado hacia adelante que hacia atrás, quiso marcar de tacón y notó el aliento del portero antes del ya comentado derribo que Ocón pasó por alto. El partido estaba lanzado y se convirtió en un enorme duelo. Al sol, la Cultural trenzó, combinó, avanzó y deleitó, sin la inspiración final más allá de un postrero chut de Buendía que se estrelló en el larguero. A la sombra, en la pista de patinaje del fondo, el Alcorcón reunió las ocasiones necesarias para ganar. Dorca, Toribio y Dumitru vieron como sus remates se perdían por centimetros a la izquierda de Jesús, quien, visiblemente tocado, consiguió volar al ángulo para sacar un testarazo de Burgos que olía a gol.

Fue una batalla espectacular que acabó con el físico de Buendía, que, incomprensiblemente, no fue sustituido. De la Barrera se dejó un cambio en la recámara, dio entrada a Colinas y finalmente a Guarrotxena para quemar sus naves. Era su equipo un caballo desbocado, sin líder para tomar las riendas. Quiso ganar con el corazón y perdió la cabeza sin reparar en el punto. Lo que el árbitro le negó no merecía perderlo por su imprudencia.

CULTURAL 2: Jesús; iza, Iván González, Albizua, Viti (Guarrotxena, 88'); Yeray, Mario Ortiz, Señé; Aridai (Colinas, 78'), Buendía y Rodri.

AD ALCORCÓN 2: Casto; Laure, Burgos, David Fernández, Soriano; Errasti (Borja, 70'); Sangalli, Toribio, Dorca, Peña (Dumitru, 70'); Pereira (Felipe Alfonso, 82').

ÁRBITRO: Ocón Arraiz (La Rioja). Amonestó a Señé, Iza, Laure, Peña y Casto.

GOLES: 1-0- Rodri (minuto 9), 1-1- Pereira (minuto 37), 2-1- Aridai (minuto 57), 2-2-Dorca (minuto 59).

INCIDENCIAS: Estadio Reino de León. 6809 espectadores.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?