¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

"Ante la quiebra del modelo autonómico, horizonte confederal"

Es la propuesta que ha planteado el Lehendakari, tras considerar que se ha agotado el modelo de Estado basado en el "café para todos". Ante la decisión del Supremo, advierte de que lo peor en política "es su judicialización"

()

En una conferencia y posterior tertulia organizada con motivo del 40 aniversario del diario Deia, Urkullu se ha referido al autogobierno vasco, al Cupo y al Concierto Económico, y también a la crisis territorial que afecta a España a raíz del problema catalán. Ha mantenido que resulta "evidente" la quiebra del modelo autonómico y ha opinado que el Estado deberá "adentrarse" en una reforma constitucional tendente a solucionar este asunto, que debería basarse en el reconocimiento de las singularidades territoriales, lo que ha llamado un "concierto político", con un "horizonte confederal".

Ha advertido de que existe el riesgo de que se aproveche esta reforma para buscar una "recentralización" de competencias, y en este punto ha reivindicado la "importancia del acuerdo y del pacto" para garantizar "un punto de encuentro en el que convivir desde los distintos sentimientos nacionales y los diferentes conceptos de soberanía".

Sobre la organización confederal también ha indicado que en su momento planteó a la antigua CiU y posteriormente al expresidente de la Generalitat Carles Puigdemont trabajar conjuntamente para la consecución de ese objetivo, pero "hasta la fecha" no ha sido posible. "Quizás a partir del 21 de diciembre", ha aventurado.

Ha insistido en la idea de que el Concierto Económico vasco puede servir como modelo de referencia para un sistema de financiación de las diferentes comunidades, basado en sus propias singularidades, y ha expuesto que en España existe una "realidad plurinacional" que hay que afrontar de "forma constructiva".

Cataluña

El lehendakari, Iñigo Urkullu, ha advertido hoy respecto a la situación que se vive en Cataluña que "lo peor en política es su judicialización" y que "la política está para solucionar problemas, no para crearlos".

A su juicio, "hablar del pasado es costoso, pero no se habría llegado a esta situación si algunos plenos del Parlamento catalán se hubieran gestionado de otra forma, ni si la propia Generalitat hubiera convocado elecciones, a lo que hay que añadir el pecado original del PP al recurrir el nuevo Estatuto catalán ante el Tribunal Constitucional", ha recordado. Considera Urkullu que "ahora vivimos las consecuencias de todas esas cosas".

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?