José Daniel García: "Me sorprende el egotismo fatuo de los poetas más jóvenes"

José Daniel García /

El poeta José Daniel García (Premio Andalucía Joven de Poesía por El sueño de monóxido y Premio Hiperión por Coma) explica bien la sensación de inmovilismo de las ciudades de provincias como Córdoba. “Siempre estamos en una planicie; parece que vamos a trascender pero siempre estamos en el mismo punto”, asegura.

García acaba de publicar un nuevo libro de poemas, Noir, editado por Siltolá Poesía. Un libro que empieza así:

Capital de provincias: purgatorio

El pecado a expiar es el de la espera: “esperar algo que nunca llega”. García no sabe si atribuir ese freno a “algo común a todos” o a “unas fuerzas que no sabemos o no queremos identificar”. El poemario, escrito casi íntegramente en un verano de los de Córdoba, “de ola de calor en un ático con mucha solera” donde alternaba la lectura con la audición de las Variaciones Goldberg y las partidas de “State of Emergency” en la Playstation, pretende escapar de lo puramente biográfico o confesional para dejar al lector parte de su construcción y que no fuese reducido a su visión personal. “Corría el riesgo de desbordarme”, asegura.

Noir, dividido en cinco partes, habla de los tiempos que vive una generación como la del autor “bisagra”. A él le “sorprende el egotismo fatuo de los poetas más jóvenes” y se atreve a verbalizarlo. “Parecen que viven ajenos a este tiempo, como si la crisis no viven con ellos; no sé si soy el único al que la crisis ha atropellado”, afirma, al tiempo que interpreta esa tendencia al pragmatismo de la generación posterior. “Ni conocen a la generación anterior, y a los que estamos en medio ni siquiera nos han leído, ni siquiera nos respetan, creo”.

Critica el continuismo y también la pose, “esa derrota no asumida”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?