Últimas noticias Hemeroteca

La resaca feliz de Alagón

Entidades bancarias saturadas, bares con el doble de trabajo y comercios que ya lo notan. Es el balance que hacen en Alagón después de que el viernes el sorteo de la Lotería de Navidad dejara 22,5 millones de euros en la localidad zaragozana

Agraciados con el tercer premio de la Lotería de Navidad muestran su alegría en la sede de la Asociación de la Tercera Edad de la localidad zaragozana de Alagón /

Alagón se ha despertado después de un fin de semana muy festivo. Y no ha sido un sueño: el sorteo de la Lotería de Navidad dejó 22,5 millones de euros y los comercios ya lo están notando.

El propio bar de la Asociación de la Tercera Edad, los agraciados con el tercer premio del sorteo, no han dejado de recibir visitas y de vender consumiciones. El trabajo ha sido el doble que otros fines de semana, pero a Manolo, el camarero, no le ha importado. "Normalmente siempre termino un poco más cansado a la noche, pero estos días no lo he notado", ha confesado Manolo.

En el comercio ya se nota. Una de las peluquerías de la localidad ha tenido su primera anécdota tras el sorteo. "La gente gasta el dinero un poco más alegre y el otro día una señora, llevábamos unas semanas ofreciéndole un tratamiento nuevo, le hacía un poquito de duelo comprarlo, y el día siguiente del sorteo, sin decirle nada, ella misma nos lo pidió", explica la peluquera.

Hasta ir a por cambio al banco ha sido complicado. En Ibercaja, donde se cobra el premio, la afluencia ha sido mayor a la habitual y están desbordados. Incluso han tenido que poner a una persona de refuerzo en el mostrador.

Pero también hay prudencia...

Por ejemplo en la alimentación, todavía no hay señas de este incremento en las cuentas de los vecinos. Quizá porque todavía no han cobrado el premio, como cree Antonio, carnicero. "De momento, como me imagino que estará todo el mundo sin cobrar, hasta el día de hoy no se ha notado mucho", explica el carnicero, quien además cree que "la gente, en el tema de la alimentación, lo lleva ya en su programa y ya tiene las comidas preparadas".

El alcalde, José María Becerril, piensa que este impulso económico ayudará, sobre todo a los mayores, en los próximos años. "Incrementa la economía que ellos tienen, que en algunos casos tienen unas pensiones muy bajas, y a largo plazo les puede ayudar, incluso para satisfacer deficiencias de los propios hijos", comenta el alcalde.

La alegría del viernes duró todo la jornada, pero según Becerril, sus vecinos se reservan y contienen la euforia. "Por supuesto que se ven más contentos, pero todo el mundo creo que se retrae", indica. "Ese día fueron a la Tercera Edad, todos muy contentos, se brindó, pero luego a posteriori, todo el mundo se calla, ya no se si es porque no quieren decir lo que les ha tocado", considera el alcalde. 

Alagón vuelve a la normalidad después de la dulce sorpresa del viernes y las cenas y comidas de Navidad. Eso sí, con la sonrisa y el bolsillo más amplios.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?