Prisión provisional incomunicada y sin fianza para 'El Chicle'

  • El autor confeso del crimen se ha acogido a su derecho a no declarar ante la magistrada
  • 'El Chicle' confesó el crimen en la madrugada del domingo

Prisión provisional incomunicada y sin fianza es lo que ha decretado a primera hora de la tarde de ayer la titular del número 3 de Ribeira con Enrique Abuín Gey, el sospechoso y al mismo tiempo autor confeso de la muerte de Diana Quer, pero también por haber tratado de raptar a una joven en Boiro la tarde del día de Navidad.

Se la acusa de los presuntos delitos de detención ilegal en grado de tentativa en el caso de Boiro, robo e intimidación, a expensas “de ulteriores calificaciones que permitan realizar el curso de las investigaciones”, según señalan fuentes del Tribunal Superior de Xustiza de Galicia.

Al mismo tiempo, se aclara que la investigación se extiende por un delito de detención ilegal y un homicidio doloso en el caso de Diana Quer “sin perjuicio de que el avance de la investigación pueda permitir otras calificaciones más graves, como la de asesinato”, según señaló la juez en el auto. Quien añade que existe un riesgo evidente de fuga y de reiteración delictiva, así como la posibilidad de ocultar, alterar o destruir pruebas.

El Ministerio Fiscal solicitó la incomunicación del detenido “por el elevado riesgo de destrucción de fuentes de prueba por parte del investigado y en particular de que se pretenda influenciar en la declaración de los testigos de los hechos, lo que podría frustrar el buen fin de la investigación”.

Enrique Abuín Gey fue saludado y despedido de los juzgados de Ribeira, adonde llegó a primera hora de la mañana y de los que salió por la tarde con abucheos de vecinos que se concentraron en el entorno de la sede judicial. Ante la titular del número 3, que era el de guardia, se acogió a su derecho a no declarar, probablemente aconsejado por su abogado.

No obstante, en los interrogatorios previos en la Comandancia de la Guardia Civil en A Coruña, donde estuvo desde la mañana del pasado viernes, terminó por confesar que había dado muerte a la joven madrileña y desveló el lugar donde había escondido su cuerpo, en el pozo de una nave en la parroquia de Asados a escasos 200 metros de la casa de sus padres. Una edificación abandonada que acogió una empresa de gaseosas y luego almacén de una mueblería. En la madrugada del domingo llevaba a los agentes hasta la ubicación exacta en la que se pudo recuperar los restos de la joven desaparecida el 22 de agosto de 2016.

Autopsia:

Por otra parte, el informe preliminar de la autopsia practicada al cadáver indica que se trata de una mujer probablemente de entre 18 y 20 años, de cabello largo y oscuro. La causa de la muerte “se encuentra en estudio y no se han hallado signos de violencia pero sí indicios claros de criminalidad”, según el TSXG.

Con casi toda probabilidad esta mañana el Juzgado número 1 de los de Ribeira decida reabrir el caso que fuera sobreseído provisionalmente, en abril del pasado año. En aquel momento se reconocía la existencia de indicios de la desaparición no voluntaria de la joven, aunque “no existen motivos suficientes para acusar a determinada o determinadas personas como autores, cómplices o encubridores”, según decía el auto judicial.

Concentraciones:

Al mismo tiempo, en los ayuntamientos de A Pobra, donde desapareciera y de la que era vecina ocasional Diana Quer, como en el de Rianxo, donde apareció su cadáver, decretaron tres días de luto oficial.

En este último se celebró un pleno extraordinario donde se acordó el luto, transmitir a la familia de la víctima las condolencias oficiales y por último ratificar el compromiso de la lucha contra la violencia que se ejerce contra las mujeres. El alcalde, Adolfo Muiños, dijo que “non hai final feliz nestos casos, máis a resolución do caso e a detención do autor é unha boa nova. Esta vez petóunos a maldade á nosa porta para nos lembrar que fica moito por recorrer nesta sociedade, moito para acabar coa lacra do machismo e non cabe ser cómplices e mirar para outro lado pensando que só acontece lonxe de nós”.

En este ayuntamiento se celebró, una vez terminada la sesión plenaria, una concentración. Decenas de vecinos guardaron un riguroso minuto de silencio cerrado con una ovación.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?