¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Shus Terán

‘El futuro entre dos mares’

Hoy es un día histórico para Tarifa. Lo es por un motivo muy concreto, hoy se inaugura de manera oficial la que quizás sea la infraestructura pública más importante de los últimos 100 años

Con la venia Juanma,

Hoy es un día histórico para Tarifa. Lo es por un motivo muy concreto, hoy se inaugura de manera oficial la que quizás sea la infraestructura pública más importante de los últimos 100 años. Hoy el vicepresidente de la Junta de Andalucía junto a otras personalidades políticas, se hará la foto histórica en la nueva Depuradora de Tarifa que con un presupuesto de casi 10 millones de euros, dará tratamiento a las aguas residuales que una población de 30 mil tarifeñitos, entre los nacidos y los foráneos puedan generar. Algo especialmente significativo si atendemos a que la población actual de Tarifa está cifrada en unos 17.000 habitantes.

Una vital infraestructura que pretende dar respuesta al problema de aguas residuales que emanan del aprovechamiento social y turístico del ancho término municipal de Tarifa, con Facinas, Tahivilla, Bolonia, Atlanterra y otros tantos núcleos diseminados incluidos.

Momento histórico en el presente y futuro más inmediato, pues ayer mismo se rubricaba el convenio con Metrovacesa para la construcción de un proyecto urbanístico, sometido a consideraciones sociales y de necesidades reales de la localidad que ha ocasionado una importante remodelación del proyecto inicial que ha perdido su denominación de ‘Ciudad del Surf’. Como novedad, la construcción de un gran hotel. Porque Tarifa, la localidad más turística de la comarca del Campo de Gibraltar, la que triplica cada verano su población adolece de plazas hoteleras, sumando en su conjunto no más de 2.500 camas. Algo insignificante a todas luces.

Tanto la puesta en marcha de la depuradora como la consolidación de un proyecto de gran hotel, son la necesaria apuesta por un progreso que espero sea lo más sostenible posible –difícil empresa en estos días-. Una determinación con un claro interés turístico en una población olvidada históricamente por las administraciones.

Y es que Tarifa, el paraíso de los deportes del viento, la ciudad más al sur de Europa, es una ciudad olvidada. Tarifa está entre dos aguas, y no es una frase literal que también, sino que es un sentido figurado como aquello de estar ‘entre Pinto y Valdemoro’. Está esta patria chica mía entre la Bahía de Algeciras y La Janda. O lo que es lo mismo, en ningún lado concreto y claro…. eso se nota y no precisamente para bien.

La Tarifa es el parque temático de la comarca del Campo de Gibraltar, pero es a la que olvidan cuando se habla del transporte metropolitano y una futura red de tranvía que conecte solo a la Bahía claro está. Hablamos desde la solidaridad comarcalista cuando se hace evidente el trato vejatorio del Gobierno hacia el Campo de Gibraltar cuando no cuaja el corredor del Mediterráneo y la alta velocidad no llega a Algeciras, pero cuando hablamos del tranvía y otras consideraciones favorables a los ciudadanos, solo somos de la bahía, dejando aislados a Castellar, Jimena y Tarifa.

Hablamos de las colas para entrar y salir de Algeciras, o las colas de Gibraltar y no del aislamiento de Tarifa cuyos ciudadanos quedan atrapados en su municipio cada año cuando miles de domingueros campogibraltareños acuden a nuestras playas, playas de la comarca en este caso, no de Tarifa.

Por ello, el día de hoy en los albores del 2018 me resulta especialmente importante. Es la constatación de que a pesar del aislamiento al que nos han relegado los unos y los otros, si queremos podemos conseguir sacar el pescuezo y consolidar proyectos que son beneficiosos y necesarios para los intereses de los tarifeños, más allá del de los demás. Hoy los tarifeños debemos sentirnos especialmente orgullosos por ser capaces de construir nuestro propio futuro, que seguramente sea el futuro de muchos otros más.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?