A VIVIR CV

Llega la primera donación al Banco de Cerebros de la Comunitat Valenciana

Se acaba de producir la primera donación de un cerebro que pone en funcionamiento el primer Banco de Cerebros, en el Biobanco del Hospital La Fe. El objetivo es avanzar en la investigación de enfermedades neurodegenarativas como el alzhéimer, la ELA o el párkinson

Se acaba de producir la primera donación de un cerebro que pone en funcionamiento el primer Banco de Cerebros de la Comunitat Valenciana. El objetivo de esta iniciativa es avanzar en la investigación de enfermedades neurodegenarativas como el alzhéimer, la ELA o el párkinson. La custodia y conservación de tejido cerebral se realizará en el Biobanco del Hospital La Fe de Valencia.

 Se trata de un proyecto puesto en marcha por los servicios de Neurología, Anatomía Patológica y por el Biobanco La Fe, con el objetivo de facilitar la donación de tejido cerebral de donantes enfermos y sanos, que pueda ser utilizado para investigación. El Servicio de Neurología del Hospital Universitari i Politècnic La Fe será el encargado de ofrecer la donación a pacientes con enfermedades neurológicas, mientras que un neuropatólogo especializado del Servicio de Anatomía Patológica realizará las extracciones del cerebro en donantes fallecidos, seleccionará las muestras de tejido que vayan a preservarse y realizará el diagnóstico definitivo de la enfermedad. Finalmente, el Biobanco La Fe gestionará la conservación y el uso posterior atendiendo a los principios establecidos en la Ley 14/2007, de 3 de julio, de Investigación Biomédica.

Elena MOrales

Los bancos de cerebros son fundamentales para el estudio de las enfermedades neurológicas en general y de las neurodegenerativas en particular. Actualmente el Biobanco La Fe ya gestiona la conservación de otras muestras biológicas como sangre o líquido cefalorraquídeo. Con este proyecto, podrá añadir a estas muestras la conservación de tejido cerebral extremo que no había sido posible hasta ahora, debido a la complejidad de su extracción y procesamiento.

Diagnósticos de confirmación e investigación de causas y mecanismos. Se trata de un proyecto largamente demandado por parte de investigadores y clínicos, así como por asociaciones de pacientes de enfermedad de Alzheimer, esclerosis lateral amniotrófica (ELA), enfermedad de Parkinson, enfermedad de Huntington o esclerosis múltiple. El diagnóstico definitivo de muchas enfermedades neurológicas como el alzhéimer, el párkinson o la ELA, requiere de un detallado estudio al microscopio del tejido cerebral. La creación de un banco de cerebros permitirá llegar a un diagnóstico de confirmación en aquellos pacientes que fallezcan con estas u otras enfermedades neurológicas. También hará posible a los investigadores avanzar en el estudio de las causas y mecanismos que conducen a las diversas enfermedades neurológicas estudiadas.

Los bancos de sangre y tejidos en pacientes con enfermedades neurológicas son básicos para la investigación, tanto de enfermedades frecuentes como el alzhéimer o el párkinson, como de enfermedades raras como la ELA. Gran parte del conocimiento sobre las causas y mecanismos implicados en estas enfermedades y de los tratamientos surgidos en los últimos años, se conoce gracias a los estudios realizados con muestras de sangre, tejidos y cerebros de pacientes donados de manera altruista.

De hecho, enfermedades como la esclerosis lateral amiotrófica (ELA) o la esclerosis múltiple (EM) deben su nombre a los hallazgos histológicos al microscopio que describieron distintos patólogos hace algo más de 100 años. Además, patologías como el alzhéimer o la enfermedad de Creutzfeld-Jakob hacen referencia a los neuropatólogos que describieron por primera vez los hallazgos al microscopio de estas enfermedades. El doctor Santiago Ramón y Cajal, médico investigador en Histología y Anatomía Patológica y premio Nobel de Medicina en 1906, desarrolló sus estudios sobre las neuronas en tejido cerebral donado.
El papel de los biobancos en investigación biomédica
Más del 90% de las investigaciones biomédicas requieren el uso de muestras biológicas humanas. En este sentido, los biobancos son fundamentales para que la investigación traslacional avance con más garantías y seguridad a fin de responder a las demandas de salud del siglo XXI.
Los biobancos son establecimientos autorizados que gestionan, procesan y conservan muestras biológicas para su uso posterior en investigación biomédica, previo consentimiento del donante. Los requisitos ético-legales que han de cumplir pretenden salvaguardar los derechos fundamentales de los donantes en cuanto a intimidad y confidencialidad.
Asimismo, los biobancos garantizan la calidad de las muestras, tanto biológica como de la información asociada, porque son los encargados de engranar los circuitos de recogida a fin de minimizar el tiempo transcurrido entre la recogida de la muestra y su conservación, eliminar incidencias y detectar los puntos de mejora, todo ello soportado por una infraestructura y organización diseñada específicamente para estos fines.


Biobanco La Fe
El Biobanco La Fe ofrece no sólo la infraestructura y las instalaciones para hacer frente a un proyecto de esta envergadura, sino que también es garante en cuanto a la adecuada gestión del material, para que investigadores presentes y futuros dispongan de muestras biológicas con las máximas garantías de calidad. Su experiencia en proyectos multicéntricos y liderazgo en la centralización de colecciones nacionales y estratégicas le sitúan como biobanco líder para llevar a cabo estas iniciativas.
En España, cualquier persona que lo desee puede, una vez fallecido, donar su cerebro u otros órganos con fines de investigación. Para ello sólo es necesario que firme un consentimiento informado donde se recoja su voluntad de ser donante. Sin embargo, hasta ahora, en la Comunidad Valenciana no existía ningún centro donde se pudiera ejecutar esta donación y conservación de forma adecuada. Esto es porque el proceso de extracción, procesamiento y conservación del tejido cerebral se debe producir lo más rápido posible tras el fallecimiento para garantizar su idoneidad para la investigación, por lo que para su puesta en marcha requería de personal especializado y de infraestructura de la que hasta ahora no se disponía.
El Biobanco La Fe, como Plataforma Centralizada de Servicios del Hospital Universitari i Politècnic La Fe (Instituto de Investigación Sanitaria La Fe) de Valencia, se creó con la filosofía de establecer puntos de unión entre donantes, clínicos e investigadores a fin de potenciar y asegurar una investigación de calidad, entendida ésta como la que se desarrolla con respeto a los derechos de los donantes y bajo unas determinadas garantías técnicas y organizativas. Actualmente asume y gestiona alrededor de 10.000 muestras al año, comuestras biológicas para su uso posterior en investigación biomédica, previo consentimiento del donante. Los requisitos ético-legales que han de cumplir pretenden salvaguardar los derechos fundamentales de los donantes en cuanto a intimidad y confidencialidad.
Asimismo, los biobancos garantizan la calidad de las muestras, tanto biológica como de la información asociada, porque son los encargados de engranar los circuitos de recogida a fin de minimizar el tiempo transcurrido entre la recogida de la muestra y su conservación, eliminar incidencias y detectar los puntos de mejora, todo ello soportado por una infraestructura y organización diseñada específicamente para estos fines.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?