¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Oleada de ataques de perros en Torrijos

La Policía Local de este municipio toledano ha alertado del incremento de ataques a mascotas y personas por parte de perros, que son abandonados

Un menor de edad ha sufrido desgarros en la palma de la mano y en la muñeca, como consecuencia de la mordedura de un perro suelto en la localidad toledana de Torrijos /

La Policía Local de Torrijos ha alertado de un incremento de ataques de perros sueltos en esta localidad toledana, puesto que en apenas una semana se han registrado hasta cuatro ataques diferentes. El último, el pasado viernes, en el que un menor de 16 años ha sufrido un desgarro en la palma de la mano y en la muñeca y ha tenido que ser trasladado a Urgencias del centro médico de Torrijos, tal y como ha confirmado Anastasio Arevalillo, alcalde de esta localidad a SER Toledo. 

Sin embargo, no ha sido el único ataque por parte de un animal suelto en las calles de este municipio, ya que durante estos últimos días se han registrado otros tres casos más. Uno, en el que una mascota fue atacada y murió por los mordiscos propiciados. Otro, en el que resultó herido otro vecino por las mordeduras. Y, un último ataque, en dónde otro perro recibió otro mordisco que le provocó heridas. 

En este sentido, Arevalillo ha asegurado que estos ataques han sido originados por "dos perros que no tenían chip, por lo que no hemos podido localizar a sus dueños, si es que tenían dueños con anterioridad". Además, el alcalde de Torrijos ha afirmado que es la primera vez que se sufre esta problemática en su municipio. 

Por ello, la Policía Local ha anunciado que va a denunciar a todos los propietarios que no adopten las medidas oportunas para que estos hechos se produzcan, puesto que las mascotas son responsabilidad de sus dueños. 

En este sentido, efectivos de la Policía Local han recordado, en sus redes sociales, que ante el incremento de estos ataques, así como del abandono de mascotas, los dueños se enfrentan a una pena de multa de uno a seis meses.

Además, este delito se produce "tanto si se deja al animal fuera de la residencia del dueño, es decir, en el campo, gasolinera... que puede producir una situación de peligro, como si el animal permanece en su residencia pero no recibe la asistencia por parte de su dueño para abastecer sus necesidades básicas, puesto que aquí también estaría en una situación de peligro".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?