¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Advierten del colapso del servicio arqueológico municipal por las inminentes jubilaciones

La edad media de los arqueólogos municipales ronda los 60 años. En los últimos 25 años el departamento ha quedado reducido a la mitad

Experimentado arqueólogo en plenos trabajos de recuperación de piezas /

El servicio arqueológico municipal corre el riesgo de colapsarse por falta de personal. El último en incorporarse ha sido un arqueólogo pero de 57 años. Y es que la edad media del departamento es de 60 años y en breve se producirán sin jubilaciones sin que se hayan preparado todavía los relevos.

El departamento llegó a contar con un equipo de 10 personas en 1991. Ahora el servicio lo componen cinco personas y hace un año solo había cuatro. Dos de los arqueólogos superan los 62 años y los otros dos están cerca de cumplir los 60.

Si no se incorpora pronto más personal podría peligrar el control de las piezas cedidas, la catalogación de las nuevas que lleguen, y la puesta en valor de las más de 20.000 de todas las épocas que se conservan en los almacenes de Vara de Quart, como explica el arqueólogo jefe del Ayuntamiento de Valencia Albert Ribera. 

Hay más consecuencias de la falta de personal. Podrían dejarse de hacer las llamadas memorias de obra. De hecho corre peligro la que se está elaborando de los restos encontrados durante la consolidación de la Roqueta con los que se quería preparar una exposición este año.

Aunque la consecuencia más grave es el bloqueo de licencias de obras en el centro de la ciudad, donde más restos hay en el subsuelo. Un hecho agravado por el nuevo reglamento de arqueología que multiplica el trabajo de los funcionarios.

Asegura Albert Ribera que ya han trasladado su preocupación tanto a la concejalía de personal como a la de cultura.

Respuesta municipal: el servicio no se colapsará

Desde el consistorio, por su parte, destacan que el personal del equipo de arqueología se ha aumentado por primera vez en más de 25 años, ya que el último arqueólogo contratado por el Ayuntamiento del PP entró a trabajar en el año 1992, mientras que el tripartito contrató a uno en 2017, con lo que, señalan, el paso de 4 a 5 arqueólogos supone un aumento del 25% de la plantilla.

Asimismo, aseguran que trabajan para completar todos los equipos en los que hace falta personal, después de que el anterior ejecutivo municipal hubiera "desguazado" la administración pública. Una tarea de dotación de personal que están haciendo, aseguran, después de muchos años de dejadez institucional y a pesar del "corsé" que impone el ministro Montoro que, consideran, quiere que las administraciones locales no funcionen y acaben externalizando muchos contratos. El equipo de gobierno garantiza que el servicio no colapsará pero advierte: no se puede recuperar en dos años y medio todo el personal perdido durante más de una década de recortes del anterior gobierno.

Cs pide la creación de una bolsa de trabajo

Ciudadanos propone crear una bolsa de trabajo para aumentar el personal. El concejal de la formación Manuel Camarasa asegura que la situación es más grave de lo que puede parecer. Si no se empieza a arreglar, el control de las piezas almacenadas podría peligrar, dicen, y por eso anuncian que van a exigir explicaciones ya que podrían correr peligro exposiciones u otros trabajos por la falta de personal:

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?