Últimas noticias Hemeroteca

Avenida gana sin 'jet lag' a Gernika

Decimoséptima victoria de las charras de manera consecutiva en la Liga Femenina (60-77)

Imagen de un choque anterior entre Gernika y Avenida. /

Perfumerías Avenida sumó este domingo la decimoséptima victoria seguida en la Liga Femenina que permite a las charras acercarse de manera ya casi definitiva al objetivo de convertirse en campeón de la liga regular, justo antes de afrontar el jueves la vuelta de los cuartos de final de la Eurocup (60-77).

Ortega salió de inicio con María Asurmendi, Moss, Givens, Laura Nicholls y Erika de Souza.

En el arranque del partido Gernika salió con mucho ímpetu y poniendo a Perfumerías Avenida las cosas complicadas. El reparto de 'golpes' anotadores no permitía que las diferencias fueran excesivamente amplias; Gernika, eso sí, dominaba en el marcador al conjunto charro. Silvia Domínguez y Robinson entraron al parqué de Maloste en lugar de Asurmendi y Erika tras la máxima diferencia conseguida por las vascas, que se pusieron cinco puntos arriba (14-9).

Las azulonas salieron frías al partido. Las pérdidas de balón fueron una constante durante los primeros diez minutos, lo que junto a una buena actuación de Caldwell dificultaba que las charras recortaran distancias. Un triple de María Pina puso la máxima diferencia a favor de las locales en el marcador (19-11).

Dos tiros libres de Ana Gómez dejaron el marcador con diez puntos a favor a favor de Gernika, y así se cerró el primer cuarto.

Los primeros compases del segundo siguieron en la misma línea. Defensa muy fuerte de Gernika, aunque Perfumerías Avenida comenzó a practicar también su contundente y exigente zaga.

Robinson y Elonu rescataban a las charras desde el ataque. Avenida se puso a cuatro puntos de Gernika (23-19), lo que obligó a las vascas a pedir tiempo muerto. Un triple de Mestdagh puso casi la igualada en el marcador (23-22). Gil puso de nuevo por delante a las charras, y Robinson anotó el 23-26 justo antes de que Mario López.

Sin embargo, el partidazo de Caldwell no dejaba lugar a la relajación de Avenida. La local puso el 27-27; el partido era de golpes constantes entre los dos equipos. El choque intenso llegaba poco a poco al descanso con ventajas alternas de los equipos: Ortega pidió tiempo muerto a falta de poco más de un minuto para el término del segundo cuarto.

La máxima igualdad se reflejó en el luminoso al descanso: 32-33. Un cuarto para cada equipo, y todo por decidir en la segunda parte.

El segundo tiempo siguió con el guion con el que acabó la primera: disputas constantes en cada ataque y relajación, eso sí, de Avenida en el rebote. Givens puso, tras mucha insistencia, el 35-42 en el marcador. La máxima diferencia para Avenida en todo el partido. Un fallo de Caldwell, y otra canasta de Moss siguieron engordando la ventaja. La defensa charra volvía a desbaratar las oportunidades vascas, mientras que en ataque sí se veían mejores opciones de cara al aro.

Con la máxima renta a favor de las charras (35-46), el partido entró en una sucesión de errores, imprecisiones y cambios durante varios minutos. La renta siguió creciendo con un tiro en suspensión de Robinson y dos libres de Elonu hasta el 36-50.

La nigeriana, con ligeros problemas físicos, tuvo que echar una mano a su equipo pese a todo. De hecho, el 38-54 que puso la máxima ventaja para Avenida lo anotó ella. La locura volvió a desatarse en los últimos segundos de cuarto; eso sí, con las mismas protagonistas: Robinson, Elonu y Ana Gómez. Las charras ampliaron la ventaja hasta los 17 al término del tercer cuarto (42-59).

El último parcial empezó con Avenida ampliando su ventaja. Gernika poco a poco entregaba la cuchara, consciente de que remontar un 44-66 a falta de siete minutos para el final del partido era muy complicado. Elonu y Mestdagh llevaban, poco a poco, a las charras hacia el objetivo de la victoria.

De hecho, y con una anotación muy repartida en Avenida, Ortega apostó por seguir rotando a sus jugadoras en previsión del choque del próximo jueves ante Oremburgo. A falta de cinco minutos para el final, el 48-69 en contra de las vascas parecía una losa imposible de remontar, aunque las canastas de Dongue y Alston recortaron diferencias a favor de Gernika. Ortega paró de nuevo el partido pese a la gran diferencia a favor de las suyas.

Una canasta de Moss, a falta de dos minutos para el final, puso a las charras 18 puntos arriba. El partido parecía ya totalmente cerrado. Laura Gil fue excluida por realizar la quinta falta. Lo peor para Avenida fue el golpe que sufrió en la muñeca Asurmendi, algo que obligó a la navarra a retirarse del choque fuera de la pista de Maloste.

El partido concluyó con una buena victoria de las charras, que vencieron de nuevo de diecisiete al conjunto de Gernika, tras una buen tercer cuarto en el que las charras apretaron para llevarse el triunfo. Ahora, a pensar en Oremburgo, en Würzburg.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?