Ley electoral

La propuesta de reforma de ley electoral sigue sin contar con los apoyos suficientes

Rebaja el listón electoral al 3%, impide que los concejales y alcaldes sean diputados, subvenciona económicamente las primarias, establece listas cremallera y voto preferencial

Imagen del hemiciclo /

La propuesta para la reforma de la Ley Electoral, que han presentado hoy en Les Corts los partidos del Botànic, sigue sin contar, de momento, con los apoyos suficientes. Rebaja el listón electoral al 3%, impide que los concejales y alcaldes sean diputados, subvenciona económicamente las celebración de primarias, unifica la correspondencia electoral y facilita el voto de los residentes en el extranjero.

Ademas establece las listas cremallera (la alternancia de los puestos hombre-mujer será obligatoria) e introduce (copiado de Suecia) el voto preferencial. Es decir, que dentro de una lista se pueda elegir a tres candidatos independientemente del puesto que ocupan, y si reciben mas del 10% de los votos " subirían" puestos en la candidaturas.

El diputado de Podemos Antonio Montiel afirma que habrá que hacer mucha pedagogía al respecto pero el espíritu es que los diputados se impliquen más en la rendición de cuentas y el ciudadano se implique más en la confección de las listas.

Por su parte, Fran Ferri, de Compromis, afirma que es una reforma realista que evita entrar en algunos aspectos que implicarían la reforma del estatuto de autonomía, que se demora mucho más en el tiempo. Pone como ejemplo que todavía no se ha aprobado en el Congreso la reforma que Les Corts aprobaron en 2011.

Y el socialista Alfred Boix también insiste en que la Ley Electoral se tiene que cambiar, y que su propuesta se puede aprobar para poder aplicarla en 2019. Insta a los demás grupos (a populares, Ciudadanos y los no adscritos) a respaldarla, porque en el trámite parlamentario se pueden aceptar sus propuestas.

Para salir adelante, la reforma necesita 66 votos y los grupos del Botànic solo suman 55. Aunque contaran con los 4 de los ex de Ciudadanos serian 59 y no se aprobara sin al menos el respaldo de Ciudadanos que, como el PP, es reacio a apoyar la reforma.

Ciudadanos, que tiene 9 diputados, estudiará la propuesta pero a priori insiste en que es una reforma de mínimos, que debería abordar la circunscripción electoral única, aunque hubiera que reformar el Estatuto. Toni Subiela señala que socialistas, Compromís y Podemos intentan hacer responsable a Ciudadanos de su fracaso, de no haberse atrevido a cambiar el Estatuto.

El diputado del PP Luis Santamaría se queja de que no se haya buscado el apoyo de su grupo, el más numeroso de la cámara para un asunto que necesita de consensos. Santamaría afirma que los ciudadanos están mas preocupados por las listas de espera o el aumento del paro, y afirma que el tripartito solo busca tapar su mala gestión.

A partir de ahora el Consell tiene 15 días de plazo para exponer su criterio favorable o en contra de la proposicion de ley: después, la intención de los grupos del Botànic es poder llevarla al primer pleno que sea posible, para empezar el trámite de enmiendas y debate en comisión.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?