POLÍTICA MUNICIPAL

Cuéllar cierra el 2017 con 2,5 millones de euros de remanente de tesorería y 306.000 euros de superávit

La deuda viva a 31 de diciembre se situa en 2,6 millones de euros correspondientes a los créditos pendientes de la viviendas de Niñas Huérfanas

La corporación municipal vota uno de los puntos del orden del día del último pleno. /

La intervención municipal dió a conocer la liquidación del presupuesto 2017 en el Ayuntamiento de Cuéllar. Entre los datos económicos aportados en la última sesión plenaria destacan el remanente de tesorería de 2.589.805 euros y el superávit de 306.285,30 euros. La deuda viva del Consistorio se situa a 31 de diciembre de 2017 en 2.650.588,79 euros que corresponde según explicó el alcade, Jesús García, a un préstamo del edificio de Ronda de San Bartolomé de 245.000 euros y un préstamo hipotecario y un crédito personal asociado a las vivivendas de Niñas Huerfanas por importes de 1,3 millones de euros y 438.000 euros.

En este sentido García explicó que al estar asociados estos créditos a un activo inmobiliario como son los garajes y viviendas de Niñas Huérfanas, "Cuéllar no tendría deudas", apuntó en el pleno. García valoró estas cifras como buenos resultados después de un ejercicio como el de 2017,  mostró su desacuerdo con la regla del gasto y comentó que el remanente de tesorería había aumentado 30.000 euros respecto a 2016.

Desde el grupo socialista valoraron positivamente que se cumpliera con la regla del gasto y pidió al alcalde que explicara en el próximo pleno de mayo en qué se van a invertir los 215.000 euros restantes del superávit. En el mismo pleno se aprobó una modificación presupuestaria para destinar 91.032 euros del superávit a la mejora de las aceras que se van a realizar en el barrio de San Gil. Esta actuación tiene un presupuesto de 127.032 euros, de los que la Diputación Provincial aportará 36.000 euros y el resto será con cargo al Ayuntamiento.

Por otra parte el socialista Carlos Fraile, mostró su pesar porque con los datos presentados del superávit, considera que no se podrá optar a la subvención del 1,5% cultural para solicitar la realización de la segunda fase de las murallas de Cuéllar, porque el Ayuntamiento no tendría capacidad para destinar una partida económica a este proyecto según se suele solicitar en las bases de la subvención.

En la sesión plenaria también se aprobó por unanimidad el cambio de calificación jurídica de la parcela del antiguo matadero municipal. Ambos grupos políticos de la oposición, PSOE e IU, instaron al Consistorio a poner cuanto antes a disposición de la Junta esta parcela para que el futuro Centro de Salud sea una realidad cuanto antes. A preguntas del PSOE, el alcalde explicó que ahora será necesario inscribir la parcela en el Registro de la Propiedad para ceder la parcela a la Administración Autonómica o ponerla a su disposición en la fórmula que estimen.

Además se aprobó la cesión de las parcelas de la escombrera municipal para que la Junta y la Diputación procedan al sellado de las instalaciones. Tanto PSOE e IU instaron al equipo de gobierno a que sea vigilante, tanto la Policia Local como el Seprona, en los pinares de la zona porque creen que previsiblemente las empresas y particulares puedan depositar los escombros en los pinares. Desde el PSOE se propuso a la Concejalía de Medio Ambiente realizar una campaña de concienciación entre los vecinos y empresas.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?