¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Campos: “12 diputados más uno están en contra de los intereses de los lucenses”

Acusó a los populares y a Martínez de votar en contra de un acuerdo avalado por 6 informes de técnicos

Darío Campos, presidente de la Diputación de Lugo /

Tras la crisis de gobierno en la Diputación de Lugo, comparecía este viernes en rueda de prensa el presidente provincial, el socialista Darío Campos, para dar cuenta de los asuntos tratados en la junta de gobierno.

Tras saldar dicha crisis con el cese del vicepresidente, Manuel Martínez que votó con el PP en el pleno del martes para devolver a la sociedad del suelo SUPLUSA que preside el propio Martínez las competencias sobre la apertura de las residencias de la tercera edad, Campos no ha dudado en afirmar que son “doce diputados más uno los que están en contra de los intereses de los lucenses”.

Se refiere así a los doce diputados del PP, que son el grupo mayoritario, más Manuel Martínez, acusándoles de votar en ese pleno “contra un acuerdo” avalado por “seis informes de técnicos provinciales”.

No ha pasado por alto, ante la situación de ingobernabilidad que se pueda presuponer, que su grupo, el socialista que cuenta con diez diputados de 25 (2 el BNG), que “siempre estuvimos en minoría” lo que no ha impedido que se aprobaran los presupuestos de 2016, 2017, y 2018, y además “se aprobó el plan único (de inversiones para los 67 concellos de la provincia), somos la Diputación que más invierte en obra pública, que más invierte en cultura y en empleo”, se jactaba. “A pesar del lío que se pueda ver aquí se está trabajando”, espetó seguidamente.

 

Acuerdos de la junta de gobierno

De la junta de gobierno, ha avanzado que “se aprobaron los convenios de colaboración entre la diputación y los concellos de Pedrafita, Ribadeo y Ribas de Sil, para la prestación de servicios sociales de los centros de la tercera edad de estos municipios”.

Estos “convenios” van a posibilitar “el acceso universal a 107 plazas de residencia y 31 de centros de día, que ofrecemos en estas dotaciones sociales”. Para la apertura de dichos centros, por cierto que han sido el epicentro de las divergencias con Martínez, ha puntualizado que “se destinarán 3,5 millones de euros durante cuatro años y un presupuesto que tendríamos que destinar a las plazas para mayores con dificultades económicas durante ese periodo”.

Así Campos ha detallado que “les corresponde anualmente 345 mil euros al concello de Ribadeo, con 48 plazas de residencia, 288 mil euros al concello de Pedrafita con 30 plazas de residencia y 20 de centros de día y 248 mil euros a Ribas do Sil que tiene 29 plazas de residencia y once para el centro de día”.

Con estos tres convenios la junta de gobierno provincial ya suma seis, tras los acuerdos con otros tres ayuntamientos para la apertura de dichas residencias en Castroverde, Pol y Trabada.

Darío Campos también se ha afanado en dejar claro, ante “aquellos” que claman por la posible privatización de dichos centros, que “los técnicos municipales y provinciales destacan que la privatización de un bien público es cuando éste se vende, lo que no acontece con los centros de mayores de la diputación y los concellos”.

Finalmente sobre la expulsión de Martínez del PSOE ha perseverado en que “hay unos pasos que dar que están marcados en los reglamentos internos del partido y se siguieron esos pasos”. “Creo que se tomaron las decisiones correctas y en un acto de transparencia del partido se dio la opción de opinar a los militantes, pero quien tiene tomar la decisión es la ejecutiva (provincial) y quien la resuelve es la federal (del PSOE)”, ha concluido.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?