El Ayuntamiento eliminará un sentido de circulación en Gran Vía para poner carril bici

Se contempla modificar la circulación desde la calle Rambla de la Viuda hasta el cruce con la Nacional - 225

El Gobierno municipal apuntalará el cambio hacia un modelo de movilidad sostenible con la Estrategia de Desarrollo Urbano y Sostenible (EDUSI), que destinará un millón de euros en la creación de cinco kilómetros más de nuevos carriles bici en tres zonas diferentes de la ciudad. Una de estas nuevas vías ciclistas conectará el pabellón Ciutat de Castelló a través de la Gran Vía con el grupo Lourdes y éste con el Grupo San Andrés, “dos grupos periféricos que a través de esta actuación estarán más cerca de la ciudad consolidada”, según ha explicado la alcaldesa de Castellón, Amparo Marco.

Un recorrido de algo más de 1,5 kilómetros (1.582 metros) y una inversión de 312.144 euros para dotar de una conexión ciclista segura –en algún tramo también peatonal- a estos dos barrios. La primera edil ha apuntado que “no solo mejora la conexión ciclopeatonal entre ambos grupos sino que también contribuye a coser la ciudad y encaja con el nuevo modelo urbanístico de integrar los barrios periféricos”. Esta actuación se enmarca dentro del OT4 para fomentar una economía más limpia y sostenible, de la estrategia EDUSI, que va a suponer la mayor inversión de fondos europeos en la historia de Castellón con 20,2 millones cofinanciados entre el Ayuntamiento de Castellón y la UE a través de los Feder.

“La EDUSI es una estrategia de ciudad que no puede dejar al margen a los barrios periféricos por lo que este carril bici supone una oportunidad para diseñar una nueva relación entre los grupos San Andrés y Lourdes y el resto de la ciudad y hacerlo, además, a través de una movilidad sostenible”, ha añadido Marco.

El concejal de Movilidad, Rafa Simó, ha recordado que esta actuación, al igual que los nuevos carriles bici en Casalduch y Ciudad del Transporte, incluidos dentro del Plan Director de la Movilidad Ciclista, uno de los documentos que integran el Plan de Movilidad Sostenible y Seguridad Vial de Castellón. “Uno de los objetivos de este plan es dotar de vías ciclistas aquellas zonas de la ciudad que todavía carecen de ellas, como ocurre con la conexión entre los grupos San Andrés y Lourdes”, ha explicado.

La ejecución de este carril bici supondrá que en un tramo de la Gran Vía Tárrega Monteblanco se elimine uno de los dos sentidos de circulación, en concreto entre la calle Rambla de la Viuda y el cruce con la N-225. Esta actuación permitirá reordenar la movilidad en el entorno del Grupo Lourdes con un “triple objetivo: reducir el tráfico de paso junto a la zona residencial del Grupo Lourdes, calmar el tránsito y mejorar la seguridad vial, una circunstancia que beneficiará especialmente a las personas más mayores”, han destacado el concejal de Movilidad y la teniente de Alcaldía del Distrito Sur, Patricia Puerta. Esta reordenación reducirá el tráfico de paso que en estos momentos soporta el grupo Lourdes, que se canalizará a través de la avenida Valencia y la N-225.

Con la entrada en servicio del nuevo carril bici, que tiene un periodo de ejecución de cuatro meses desde el inicio de los trabajos, la Gran Vía tendrá un único sentido de circulación hacia Norte –entrada a la ciudad- desde la N-225 hasta la calle Rambla de la Viuda, a partir de donde recuperará los dos sentidos de circulación. Así, el acceso al barrio será por la avenida Valencia y la N-225.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?