¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Un hombre se enfrenta a una posible condena de diez años

La Fiscalía pide 10 años de prisión por un delito de asesinato en grado de tentativa, después de que golpease a un varón con una pala en la cabeza y otras partes del cuerpo.

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Ourense acoge el jueves, día 19, el juicio contra un varón para el que la Fiscalía pide 10 años de prisión. /

La Sección Segunda de la Audiencia Provincial de Ourense acoge el jueves, día 19, el juicio contra un varón para el que la Fiscalía pide 10 años de prisión por un delito de asesinato en grado de tentativa, después de que golpease a un varón con una pala en la cabeza y otras partes del cuerpo.

De acuerdo con el escrito de Fiscalía, el 8 de marzo de 2016 la víctima salió de su vivienda en Xinzo de Limia cuando el acusado, "de manera sorpresiva y evitando cualquier posibilidad de defensa de la víctima", le abordó por la espalda. Así, "con claro 'animus necandi' y profiriendo la frase "voute matar" le golpeó "fuertemente con una pala en la cabeza".

La víctima cayó al suelo "de forma inmediata" y se encontraba "totalmente indefenso" cuando el agresor le golpeó "nuevamente y en repetidas ocasiones", mientras le decía: "Eite matar, hai que che dar na cabeza para que aprendas". En ese momento, la esposa de la víctima salió de la vivienda y al observar lo sucedido increpó al agresor hasta que abandonó el lugar.

Como consecuencia de lo ocurrido, la víctima sufrió heridas en la cabeza, erosiones en la nariz, una contusión en el hombro y una herida en el codo, por lo que tuvo que estar ingresado en la UCI y hospitalizado, y precisó de rehabilitación y tratamiento médico quirúrgico. Además, por las secuelas no puede realizar algunas de las actividades personales que hacía antes ni su profesión habitual.

Por todo ello, el Ministerio Público le considera autor de un delito de asesinato en grado de tentativa, y pide que sea condenado a 10 años de prisión y se le prohíba aproximarse a menos de 500 metros de la víctima y comunicarse con ella durante 12 años. Además, deberá indemnizarle en 126.000 euros por las lesiones y secuelas, y en 15.500 euros al Sergas por los gastos de asistencia.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?