Realidad paralela en la sanidad de Castilla y León

El consejero de Sanidad defiende el alto grado de ejecución precupuestaria en 2017, mientras la oposición cuestiona las cifras

“Se ha alcanzado una ejecución presupuestaria del 99,4%, con un incremento del presupuesto inicial de 555 millones de euros y un gasto diario para mantener la actividad sanitaria en 2017 de casi 10 millones de euros”. Con estos datos el consejero de Sanidad, Antonio Sáez, ha querido echar por tierra las críticas de la oposición a su gestión en la Junta al frente de la sanidad de Castilla y León.

Pero no ha conseguido su objetivo, empezando por el grupo Ciudadanos. Su portavoz de la comisión de las Cortes, Manuel Mitadiel, veía precisamente en estos datos “la justificación de una mala gestión”.

Mercedes Martin, del PSOE, echaba en falta la autocrítica después de las protestas ciudadanas en la calle para añadir que “se ha dejado de invertir entre 2011 y 2017 480 millones de euros y en concreto en 2027 han sido 34 millones de euros”.

En esa misma línea, las declaraciones de Isabel Muñoz, de Podemos, tras reiterar que “es muy fácil presumir de ejecución presupuestaria muy elevada cuando se olvidan las inversiones que todavía no se han hecho y año tras año siguen pendientes”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?