El primer cohousing verde de Madrid ya es una realidad

Los miembros de la cooperativa pagan por usar las casas y los espacios comunes como forma de lucha contra la especulación inmobiliaria

Miembros de la cooperativa mostrando el proyecto /

En agosto de 2015 nos fijamos en este espacio de radio en el proyecto Entrepatios, y cuando lo hicimos tan sólo hablábamos de un edificio pintado en un papel, de planos esbozados a raíz de conversaciones de los futuros vecinos, de muchos sueños por cumplir. Pero hoy la realidad es muy distinta, esas personas que se unieron para levantar el primer cohousing verde de Madrid ya tienen parte del sueño cumplido.

Han pasado casi tres años de aquella conversación y podemos hablar de que empezarán a construirse en el barrio de Las Carolinas, en el distrito madrileño de Usera, las diecisiete viviendas. La propiedad del edificio es de la cooperativa que la promueve y sus miembros pagan por usar las casas y los espacios comunes como forma de lucha contra la especulación inmobiliaria.

Las formas más conocidas en la actualidad de acceder a una vivienda son el alquiler y la compra, pero existen otras alternativas, como el derecho de uso. Un modelo bastante desconocido en España, tiene una larga tradición en otros países europeos, como Dinamarca, y también en Uruguay y en Canadá. El derecho de uso es un modelo intermedio entre la propiedad y el alquiler en el que se puede disfrutar de una vivienda durante un tiempo indefinido, participar en la toma de decisiones sobre su diseño y su posterior vida, pero sin llegar a adquirirla en propiedad.

Por ejemplo, en Dinamarca más del 10% de las viviendas se construyen bajo la modalidad de covivienda, porque existe una cesión de suelo público y por tanto la incidencia en el precio final es menor. Pero en España el suelo supone más del 50% del coste de todo el proyecto, lo que significa que se tiene una barrera más que salvar.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?