Mi vida en una orquesta

Llega el buen tiempo y comienza la temporada para los grupos musicales que actúan en las ferias de numerosos pueblos

Sara Esther (primera a la izquierda) y Raúl Jiménez (centro) durante una actuación al inicio de la temporada. / ()

Llega el buen tiempo y comienza la temporada en la que los integrantes de las diferentes orquestas de la provincia se preparan para recorrer las ferias de los pueblos, llegan los meses más intensos del año. Los protagonistas del reportaje de esta semana son Sara Esther y Raúl Jiménez, dos de los cantantes de la Orquesta Florida. Aquí puedes escuchar el reportaje.

Los dos llevan la música desde pequeños. Él es profesor de piano en la Escuela de Música 'Jesús Barroso Navarro' de Jódar mientras que ella estudia Canto Lírico en el Conservatorio de Música de la capital jienense. Además, a lo largo de todo el año se preparan para darlo todo en el verano. Raúl explica que "voy al gimnasio para hacer resistencia y bastante cardio para luego poder aguantar".

Un maratón

Agosto se presenta como el mes más intenso para los integrantes de la Orquesta Florida. Por el momento, actuarán durante 17 días en pueblos de provincias como Jaén, Granada, Córdoba y también de Ciudad Real. Mucho tiempo lejos de casa en el que, y ambos coinciden, "nos cuidamos la voz mucho y no solemos hablar en los viajes". Raúl además señala que "no suelo beber agua fría, siempre del tiempo aunque sea verano". Sara y Raúl remarcan que son días de mucho trabajo e intentan dormir todo lo que pueden en hoteles o durante los viajes.

Anécdotas

Tantos veranos juntos en los escenarios dan para muchas historias. Sara recuerda una vez en la que "teníamos un escenario de madera muy mala y Raúl estaba saltando, todos estánbamos saltando, cuando se hizo un agujero en el escenario que lo tuvimos que tapar". Momentos que cuando se echa la vista hacia atrás, sirven para provocar risas. Las prisas también han provocado en ocasiones que la ropa que se pongan no sea de la talla adecuada lo que hace que la actuación sea un poco más díficil al llevar vestimenta que no se ajusta.

Mucho tiempo con los compañeros de orquesta que se llegan a convertir en una segunda familia. Queda un intenso verano por delante, muchas semanas hasta que llegue octubre cuando las actuaciones vayan reduciéndose cada vez más. Un año más, llega el verano para la Orquesta Florida.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?