¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Incendio

Un incendio en una fábrica conservera en Ondarroa obliga a desalojar a 50 familias de manera preventiva

Un incendio declarado la noche de este lunes en una antigua fábrica conservera que se encontraba en desuso ha provocado importantes daños en las instalaciones y ha obligado a desalojar de manera preventiva a unas 50 familias que residían en inmuebles colindantes.

El fuego se ha originado por causas que están siendo investigadas sobre las 21.20 horas en las antiguas instalaciones que la empresa Conservas Ortiz tenía en la calle San Ignacio de la localidad, unas instalaciones que se encuentran abandonadas.

Las llamas han afectado principalmente a la parte superior de la fábrica, que ha sufrido importantes daños materiales. Efectivos de varias dotaciones de los bomberos personadas en el lugar han logrado dar por controlado el incendio sobre la medianoche.

De manera preventiva se ha desalojado a unas 50 familias de cuatro edificios ubicados en las proximidades. El Ayuntamiento ha puesto a su disposición el polideportivo de la localidad para que pasen la noche, aunque la mayoría de ellas ha optado por casas de familiares.

El Ayuntamiento de Ondarroa ha agradecido la ayuda a los bomberos y voluntarios que esta noche han intervenido en un incendio desatado en la abandonada fábrica de la empresa Conservas Ortiz, que ha obligado al desalojo preventivo de 40 familias, que han regresado ya a sus casas.

En una nota hecha pública a través de su página web, el Consistorio ha informado de que el fuego, cuyos causas se desconocen, se inició en el piso superior de esta fábrica abandonada, cuyo tejado ha resultado muy dañado.

Por el momento, sin embargo, tampoco han sido evaluados los desperfectos que el humo o el calor ocasionado por el incendio han producido en las viviendas colindantes.

Como consecuencia del fuego, fueron desalojadas cerca de cuarenta familias de cuatro inmuebles cercanos, que a la una y cuarto de la madrugada pudieron regresar a casa.

Aunque el Consistorio habilitó el frontón de Zaldupe para que pudieran pasar la noche, finalmente no fue necesario utilizar la instalación deportiva como albergue.

A primera hora de la mañana de hoy, bomberos continuaban en la fábrica incendiada para retirar restos del tejado que podían venirse abajo sobre la calle

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?