Las primarias abren una brecha en el Partido Popular de Cádiz

Los partidarios de Santamaría hablan de traición y los de Casado denuncian falta de neutralidad

La candidata a la presidencia del Partido Popular en el próximo congreso nacional, Soraya Saénz de Santamaría, en su visita a Cádiz / ()

El PP, poco acostumbrado a dejar ver sus fisuras, está exhibiendo sus brechas abiertas por el proceso de primarias en España, que deben decidir entre Soraya Sáenz de Santamaría y Pablo Casado. También en la provincia de Cádiz. Los partidarios de Casado denuncian la falta de neutralidad en la dirección provincial del PP, que se está volcando en el apoyo a la exvicepresidenta del gobierno. Los defensores de Santamaría ven en el respaldo de dirigentes gaditanos a Casado ejercicios de "traición" y "ambición" para intentar mantenerse en la política o llegar a puestos de mayor relevancia.

El primero en exhibir su respaldo a Casado, en contra de las directrices de la dirección regional y provincial, ha sido el alcalde de Vejer, José Ortiz. De hecho, el candidato a las primarias llegó a visitar este municipio gaditano en su campaña, donde Ortiz tiene una consolidada mayoría absoluta. Le han seguido en estos respaldos públicos el portavoz del PP en San Fernando y la Diputación, José Loaiza; el exalcalde de El Puerto y diputado en el Congreso, Alfonso Candón; o el exsenador y concejal del PP, José Blas Fernández.

Fernández, que siempre se ha caracterizado por su sinceridad en sus declaraciones públicas, aseguraba esta semana en un debate en la SER que empezó apoyando a María Dolores de Cospedal. En la pugna ahora entre Casado y Santamaría tiene claro que apoya al primero. "Es un tipo que me cae bien. No conozco a Santamaría, no sé cómo me iría con ella. Con mi perspectiva, seguro que mal". Fernández, además, lamentaba la falta de neutralidad de la dirección provincial, liderada por Antonio Sanz, en estas primarias. Es una queja que repiten sin micrófonos partidarios de Casado, que acusan a la dirección provincial de haber maniobrado para garantizarse que salgan como compromisarios aquellos que apoyan a Santamaría.

La dirección provincial, al igual que la regional de Juan Manuel Moreno Bonilla, se ha volcado en los apoyos hacia Sáenz de Santamaría. Y, de hecho, fuentes del partido han explicado que ven una "traición" los respaldos de algunos dirigentes a Casado. Creen que le están usando como una "excusa" para perseguir otros intereses.

"En la provincia de Cádiz se están uniendo a Pablo Casado personas que están generando muy mal ambiente entre los compañeros. Una cosa es apoyar a un candidato y otra es enmascarar intereses personales", relatan esas fuentes. Es el ejemplo, dicen, de José Ortiz, al que acusan de "ambición desmedida" y de tener la "mirada fija" en la presidencia provincial del PP de Cádiz para desbancar a Antonio Sanz.

Critican también a José Loaiza, quien a pesar de haber sido respaldado durante años por Javier Arenas y Antonio Sanz, ahora no está siguiendo sus directrices. Las mismas fuentes señalan que Loaiza se ha jugado "su última carta" con Casado porque "es consciente de que unos malos resultados en las próximas elecciones en San Fernando le apearían de la política más allá de ser concejal". Lamentan que en este objetivo haya traicionado a su gran valedor.

Hay reproches también contra el diputado Alfonso Candón, o el exsenador José Blas Fernández, a los que estas mismas fuentes ven ya en la salida de su carrera política; o antiguos cargos públicos como Rafael Ruiz o Daniel Barea.

Estas fuentes del partido creen, además, que los defensores de Casado en Cádiz no encajan en su discurso de "no hacer siempre con los de siempre" y dudan de que Loaiza, Candón o Fernández puedan representar la renovación que defiende el candidato. Un ataque que se dirige también contra José Ortiz, al que recuerdan su promesa incumplida de dejar la alcaldía tras ocho años de mandato.

En medio de estas posiciones, el PP de María José García Pelayo en Jerez, que defendió a María Dolores de Cospedal en un primer momento, ha terminado apoyando a Soraya Sáenz de Santamaría, pero con un llamamiento a que el congreso del 20 y del 21 de julio termine con una única lista de integración. Su apuesta por Sáenz de Santamaría se basa en que fue la lista más votada en la primera vuelta.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?