Crece la indignación entre los vecinos de Barruelo por la supresión de las guardias médicas

Se sienten abandonados por Junta y Diputación y exigen que se respeten sus derechos

Concentración de vecinos de Barruelo y Brañosera /

Crece la indignación entre los vecinos de Barruelo y Brañosera por la supresión del servicio de gardias médicas en el consultorio, se sienten abandonados por Junta y Diputación a los que exigen que respeten sus derechos y velen por el bienestar de las gentes de los pueblos. Se abre un período de recogida de propuestas entre los vecinos para estudiar las movilizaciones a realizar. De momento, y como primera medida, lucirán un lazo verde durante las fiestas en señal de protesta, harán concentraciones diarias a las puertas del centro de salud, y las peñas se van a concentrar y formar un lazo humano en señal de protesta.

El salón de plenos del Ayuntamiento de Barruelo se ha quedado pequeño para albegar a los más de 300 vecinos que, preocupados por la decisión de la Junta de suspender las guardias médicas de lunes a viernes en horario de tarde, han acudido para expresar su indignación y preocupación por lo que se han tenido que reunir en el exterior del edificio. Han pedido se oferten más plazas de médicos en Palencia y han criticado con dureza la gestión sanitaria que realiza la Junta, se sienten los grandes olvidados de la provincia y no comprenden esta medida que, teniendo en cuenta que se trata de una población envejecida y que se multiplica por dos y hasta por tres en verano, puede tener consecuencias fatales.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?