Furtivismo de bañador

Cerca de una tonelada de marisco retira la gente que va las playas y que no son mariscadoras o mariscadores

La Xunta quiere acabar con el furtivismo de bañador. Cerca de una tonelada de marisco retira la gente que va las playas y que no son mariscadoras o mariscadores. Esto si nos ceñimos a cifras oficiales, porque desde la Consellería do Mar aseguran que la cuantía es mucho mayor debido a la dificultad de las autoridades para vigilar todas las playas de Galicia.

La conselleira do Mar, Rosa Quintana, visitó hoy la playa de Raxó para presentar la campaña que busca concienciar, sobre todo a los que nos visitan, de la ilegalidad que supone la extracción de marisco sin permiso de explotación.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?