El alcalde no ve "problemas" en negociar con Catar, "bastante progresista en Oriente Medio"

José María González saluda la intención del país árabe de invertir, con fondos de inversión estatales, en "hoteles y energías sostenibles" en la ciudad

El alcalde de Cádiz departe con el embajador de Catar en España /

 

 

El alcalde de Cádiz, José María González, cree que el Ayuntamiento de Cádiz no tiene “por qué tener cautelas para entablar conversaciones con un país como Catar”, toda vez que “dentro del contexto de Oriente Medio, es un país bastante progresista”.

Así lo ha afirmado González al ser cuestionado en rueda de prensa sobre la reunión que mantuvo ayer con el embajador de Catar en España, Mohamed Jaham Al Kuwari, quien mostró el interés de fondos de inversión del país árabe en invertir en la ciudad.

El regidor ha detallado que fue una reunión “de trabajo” que tendrá “próximos ecos a lo largo del otoño”. “Viene de una necesidad de inversiones en la ciudad y de una disposición de Catar a invertir. Esperemos que todo llegue a buen puerto”, ha señalado, para apuntar que existen “muy buenas expectativas” de inversión catarí en la ciudad gaditana.

Según ha desvelado González, el embajador catarí manifestó el interés de fondos de inversión estatales de invertir “en hoteles en la ciudad” y de desarrollar un sector que el alcalde de Cádiz cree “clave” para “marcar un rumbo diferente” en la ciudad, como es el de las energías sostenibles.

En esta línea, ha apuntado que los representantes municipales presentes en la reunión describieron al embajador catarí las condiciones del hotel construido en la tribuna del Nuevo Estadio Ramón de Carranza, de propiedad municipal y que el equipo de gobierno del Consistorio gaditano lleva intentando vender dos años sin éxito.

Cuestionado sobre si no le suscita un dilema moral entablar negociaciones con un país como Catar, el regidor gaditano ha recalcado que “cuando se habla de Oriente Medio, la gente tiende a generalizar de forma errónea”.

Al hilo, ha insistido en que “dentro del contexto de Oriente Medio, Catar es un país donde los derechos humanos no están en peligro de extinción, como sí ocurre en otros países y el Gobierno tiene negocios con algunos de ellos. Catar es un país, dentro del contexto del Oriente Medio, bastante progresista. A priori no tendríamos por qué tener cautelas para entablar conversaciones con un país como Catar”.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?