Últimas noticias Hemeroteca

La fuga de pacientes dispara el negocio de los hospitales privatizados

250.000 pacientes se han pasado de un hospital público a otro de gestión privada en los últimos tres años ejerciendo su derecho a la libre elección. Son tratamientos que el Servicio Madrileño de Salud está pagando aparte.

250.000. Ese es el número de pacientes que se han pasado de un hospital público a otro de gestión privada en los últimos tres años. El negocio de las empresas privadas que gestionan estos centros se dispara y lo hace gracias a la fuga de pacientes que han acabado en estos centros tras ejercer su derecho a la libre elección de hospital.

Los tratamientos de estos pacientes están saliendo mucho más caros que si los hubiesen recibido en sus centros de referencia. Estos hospitales de gestión privada reciben una cantidad anual, que ronda los 500 euros, por cada persona que pertenece a su área de referencia, vaya o no vaya al hospital. Por ejemplo, el Hospital de Villalba, de gestión privada, cuenta de base con 113 posibles pacientes y el Servicio Madrileño de Salud paga 500 euros por cada uno de ellos. Pero además, por cada paciente de cualquier zona de la Comunidad de Madrid que quiera que le atiendan en el Hospital de Villalba - tras ejercer su derecho a la libre elección - el Servicio Madrileño de Salud tiene que pagarlo aparte y a precio público, menos un 10%. Por eso les interesa tanto captar pacientes de los hospitales tradicionales.

¿Por qué se van los pacientes?

Se van porque los centros de gestión privada tienen la lista de espera más baja. Sus profesionales no son funcionarios y trabajan mañana, tarde y sábados. Cuando una persona va a su médico de cabecera y le dan un pequeño susto, busca una solución rápida. Es el caso de la tía de Víctor: "Fue a recoger los resultados y el médico le dijo que tenía la hemoglobina muy baja y que sospechaba que estuviera haciendo un sangrado digestivo. Nos dijeron que la cita para el digestivo preferente en el Hospital 12 de Octubre era para 15 de diciembre y entonces cuando le preguntamos si había posibilidad de que la vieran en otro sitio antes nos dijeron que, claro, que en la Fundación Jiménez Díaz nos veían en dos semanas". En 2017 la Fundación Jiménez Díaz recibió cerca de 50.000 nuevos pacientes de libre elección, cuatro veces más que en 2012.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?