Subsanan el problema de goteras en el centro de jubilados Conde de Aranda

El Ayuntamiento ha invertido 43.900 euros para dar solución a las deficiencias

Con el objetivo de acabar con el problema de goteras, el Ayuntamiento de l'Alcora ha llevado a cabo labores de reparación de la cubierta del centro de jubilados y pensionistas Conde de Aranda.

Las obras, que se han realizado con un presupuesto de 43.900 €, comenzaron con la demolición de los pavimentos de baldosa cerámica y de las jardineras existentes. A continuación, se procedió a la apertura longitudinal de roza y su sellado con mortero de cemento hidrofugado y al picado de y levantado de sumidero. Tras estos trabajos previos, se llevó a cabo la nueva impermeabilización de la cubierta.

Además de subsanar las deficiencias que presentaba la cubierta del centro, con este proyecto también se ha ganado espacio para los diferentes actos que se realizan en la Pista Jardín, al quitar las jardineras de hormigón que separaban este recinto del hogar de jubilados.

Mejoras centros de jubilados

Además de esta actuación, el concejal de Tercera Edad, Agustín Chiva, recuerda que este verano se llevó a cabo la mejora de las instalaciones y equipamiento de la cocina del centro social de la asociación de jubilados y pensionistas l'Alcalatén, con la finalidad de mejorar los servicios que se ofrecen desde el mismo.

Chiva ha explicado que en este centro, en la actual esta legislatura, también se ha reformado el salón en el que se realiza el baile y otras actividades, se ha pintado y reformado la entrada del local, se ha pintado el primer piso y la escalera, se ha mejorado las oficinas y se han reformado los baños, entre otras actuaciones.

“A través de todos estos proyectos estamos dando respuesta a las demandas de los usuarios y usuarias de estos centros”, destaca el concejal.

 

 

 

 

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?