Aumentan las renuncias a herencias en la Región a pesar de la bonificación del Impuesto de Sucesiones

En el primer semestre de este año 763 murcianos han renunciado al legado al que tenían derecho. Son 130 renuncias más que en el mismo periodo del año pasado

La bonificación del 99% en el Impuesto de Sucesiones aplicada por la Comunidad Autónoma este año no ha frenado la renuncia de herencias en la Región. Así, sólo en los seis primeros meses de este año, los notarios murcianos han notificado 763 renuncias, 202 más que en semestre anterior -el último de 2017- y 130 renuncias más que en el primer semestre del año pasado.

La tendencia, lejos de bajar, va al alza en los últimos años, según se desprende de los datos del Consejo General del Notariado, a los que ha accedido Radio Murcia. Así, mientras en 2015 se notificaron 962 renuncias en la Región, en 2016 fueron 1.080 y al cierre de 2017 se elevaban a 1.196.

La explicación, según el decano de los notarios de la Región está en que muchas de esas renuncias se deben a que los herederos no quieren tener que hacer frente a las deudas que contrajeron sus padres, en muchos casos, en la época de las crisis. Pedro Martínez Pertusa.

También, explica Martínez Pertusa, se dan casos de sobrinos que renuncian a la herencia de los tíos, ya que a ellos no se les aplica la bonificación del Impuesto de Sucesiones.

Uno de los objetivos que persigue el Gobierno murciano con la bonificación del Impuesto de Sucesiones es que se reduzcan estas renuncias. Sin embargo, con medida ya puesta en marcha este año, las renuncias a herencias, lejos de disminuir, van en aumento.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?