Últimas noticias Hemeroteca

Luís Villares: "El apoyo de En Marea a Pedro Sánchez dependerá de que se marque una agenda gallega"

Luís Villares y Aida Pena, antes de la entrevista en el estudio de Radio Galicia /

"Clarísimamente, no; es necesario mejorar esa situación". Así de contundente se mostró en la SER el portavoz de En Marea, Luís Villares, a la pregunta de si estaba satisfecho con la visibilidad de los diputados de la formación en el Congreso. Villares asegura que con ese objetivo el grupo parlamentario ofreció una reuda de prensa en la que "advertía" al Gobierno de Pedro Sánchez -"y ¡ojo!, también a nuestros socios de Unidos Podemos- de la "necesidad" de visibilizar "una agenda gallega".

"Es necesario que el grupo gallego se visibilice como tal y que las reivindicaciones que tenemos como En Marea no queden supeditadas o diluidas en un discurso de carácter confederal". Asegura que "participan" de ese discurso, del que reivindica las mejoras para los pensionistas o el incremento del techo de gasto, pero defiende la necesidad de atender "necesidades específicas de nuestro país".

el "alivio" de la moción de censura

Luís Villares considera que el triunfo de la moción de censura contra Mariano Rajoy provocó "una sensación de alivio en el conjunto de la sociedad gallega" y una "expectativa" de que las cosas "irían mejor". "Estábamos hartos de vivir todo un panorama de corrupción continua, recortes contiunos, malestar continuo...". Ese escenario dejó consecuencias concretas en Galicia. "Los tres grupos de la oposición nos pousimos de acuerdo para crear una comisión de investigación alrededor de los recortes en la sanidad". Una comisión que cuenta con dos "hitos fundamentales": la muerte de ocho personas de hepatitis C "por falta de medicamentos, cuando los medicamentos estaban en la farmacia y el que tenía la llave de los medicamentos era Feijóo"; el otro, la muerte de un paciente en el PAC de A Estrada donde "también como consecuencia de los recortes de Feijóo, no hay personal que atienda".

El portavoz de En Marea desta que los tres grupos de la oposición entendieron que "lo primero es defender la vida y la salud de la gente". Dieron "la primera rueda de prensa conjunta de la legislatura para anunciar que nos podíamos entender a favor de aquello que más le importa a la gente". Espero que esto sea "más frecuente a partir de ahora", una "enseñanza" que asocia a la "sensación de alivio y esperanza" creada tras la moción de censura. "La gente tiene que saber que estamos dispuesto,s desde la diversidad, a entendernos por lo que más le importa".

"El apoyo de En Marea al PSOE dependerá de estas cuestiones", afirmó tras enumerar algunas. "Nos parece bien sacar a la momia del Valle de los Caídos, pero queremos recuperar Meirás para el público; nos parece bien la condonación de la deuda del puerto de Valencia, pero queremos la del de A Coruña; fuimos los que llevamos al Tribunal Constitucional el veto al traspaso de la AP9 a Galicia", un traspaso quiere "completar" convirtiéndola en una autopista pública. 

Villares asegura que el contacto con el grupo parlamentario en Madrid es "muy fluido", que conocen esta intención y que la negociación con sus socios de Unidos Podemos "está en curso y esperamos frutos muy pronto". Él asegura sentirse representado "en general" por Pablo Iglesias, con una excepción. "Dije que no me sentía representado cuando, en la moción de censura, se olvidó de Galicia al hablar de las naciones del Estado y por eso a mí me representa Fernán-Vello quien sí hizo valer nuestra condición de nación en su discurso".

"RECOGER LOS FRUTOS"

"El trabajo político no produce rendimientos a corto plazo, es un proyecto que aún está eclosionando y todavía estamos andando un camino para demostrar quién somos y merecer la confianza plena de la ciudadanía". Al portavoz de En Marea no le preocupa el descenso de apoyos del que hablan las encuestas y tira de metáfora. "Hay quien tiene una huerta, ve las hortalizas a medio crecer y dice 'pero esto todavía no se puede comer...'. Hay que esperar, nosotros estamos haciendo este trabajo y, cuando sea el momento de las elecciones, cuando el trabajo esté maduro, cuando esto florezca y dé fruto, será el momento en el que podamos consultar esos resultados y disfrutar de ese trabajo en la huerta".

Sí admite que uno de los "desafíos" de En Marea es "gestionar las expectativas que nosotros mismos generamos en la ciudadanía" según las que lo iban a hacer "todo, rápido y bien". Dados de bruces con la realidad política y sus tiempos, "nos corresponde demostrar que sí que hacemos avances que son significativos". Para eso, también mira hacia Madrid: "en apenas 100 días de cambio de gobierno, el grupo confederal consiguió un compromiso con relación a las pensiones, la elevación del techo de gasto, desbloqueamos la AP9 y eso significa que las expectativas que la gente tenía en nosotros se van cumpliendo".

Considera que la comunicación de ese trabajo "siempre es mejorable" pero insiste en que "lo fundamental" es "poder dejar ver los frutos de ese trabajo". "Cuando la gente vea ese resultado plenamente conseguido la gente dirá: 'Ah, nos alegramos de haber en En Marea y volveremos a confiar'; otra, que nos miraba con recelo, dirá: 'En esta gente se puede confiar'".

"LEALTAD" EN LA RENOVACIÓN DE LA CÚPULA

En Marea se encuentra sumida en un proceso interno de renovación de la cúpula en el que Villares "espera que todo el mundo quede satisfecho". La unanimidad lograda en el último Consello das Mareas "es la tónica que me gustaría seguir". Considera "necesario" que "todos rememos en la misma dirección" y se mostró "seguro" de que todos los sectores "son leales al proyecto compartido". "Nos gustaría ver esa imagen más veces y eso es lo que espera la ciudadanía de nosotros: un espacio fuerte y unido desde la diversidad para hacer frente a los desafíos electorales".

Quieren ser "ágiles" y finalizar el proceso"meses antes" de las elecciones municipales para que las diversas mareas "preparen las direcciones" y el partido instrumental "se vuelque con las candidaturas municipales" y pueda "acariciar los espacios de trabajo que se producen por todo el país".

Si en 2015 presentaron 80 candidaturas, ahora "barajan" unas 150, "un salto muy importante". "La gente sabe que el proyecto de En Marea llegó para quedares y es casi una obligación ofrecer espacios y candidaturas a dos terceras partes de la población".

Villares asegura que se está trabajando "en varios concellos" en los que existen dos candidaturas para que puedan "concurrir unificadas" a las elecciones, algo que espera confirmar "en las próximas semanas". Lo que sí confirma es que sólo habrá una lista que cuente con el apoyo de En Marea. "Nuestros estatutos lo que dicen es que, en aquellos casos donde hay dos espacios que se identifiquen con En Marea, tenemos que mantener una estricta neutralidad y, si las partes lo demandan, mediar para buscar el encuentro".

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?