"Nunca se me pasó por la cabeza quedarme dinero del club"

Antonio Zapata ha defendido su inocencia ante la acusación de apropiarse, presuntamente, 37.747,67 euros de las arcas azulillas

El acusado y su mujer escuchan la declaración del expresidente azulillo, Pedro Sáez /

Antonio Zapata, ex tesorero del Linares Deportivo, ha declarado en la Audiencia de Jaén después de la acusación del Ministerio Fiscal, por la cual, le culpan de haber alterado y manipulado las cuentas del club para apropiarse 37.747,67 euros. Atribuye los desfases contables a que no había una gestión profesionalizada en el club, algo que, en su opinión, se hizo patente cuando llegó el ascenso a Segunda División B y se vieron inmersos en una "vorágine".

A preguntas de las partes, Zapata ha indicado que carece de formación contable y que "sus estudios se limitan al graduado escolar".  Dice el extesorero que "hacía la contabilidad que a mi me enseñaron a hacer" y que "nunca se me pasó por la cabeza quedarme con dinero del club", añadiendo que "el Linares era una de las cosas que más he amado en la vida".

El acusado considera que la Directiva que dirigía la entidad azulilla, durante el periodo investigado por este presunto descuadre contable, (de mayo a octubre de 2015) ha querido responsabilizarle de prácticas que estaban instauradas en el club. Todo hasta el punto, según su versión, de que todos tenían acceso a la caja porque, además de su llave, había otra para cuando se necesitara.

El Ministerio Fiscal pide una pena de dos años y seis meses de cárcel para el extesorero por hechos constitutivos de un delito societario por el que, además, solicita el pago de una multa de 3.000 euros y que indemnice al club con 37.747,67 euros. Precisamente, el propio Linares Deportivo también está personado en este procedimiento que ha sentado en el banquillo también a su mujer sobre la que el Ministerio Fiscal no ha ejercido acusación.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?