Últimas noticias Hemeroteca

Bronca en un autobús de TUVISA por utilizar monedas de dos céntimos: la policía tuvo que intervenir

La discusión ocurrió el pasado sábado en la línea 7 que une Salburua con el centro de la ciudad

Un autobús de la línea 7 circula por el centro de Vitoria /

Era un servicio más de la línea 7 de TUVISA que une Salburua con el centro pero no fue un servicio cualquiera. El viaje terminó en bronca monumental en el autobús hasta el punto de que la Policía tuvo que intervenir. El follón se montó por unas monedas de uno y dos céntimos.

Ocurrió el pasado sábado pasadas las cinco de la tarde. Los pasajeros accedían al autobús de TUVISA en la parada de la calle Iliada. Uno de ellos pagó el billete de autobús en metálico y, entre otras monedas, le dio a la chófer del autobús varias  monedas de dos céntimos y de un céntimo. 

Aunque los chóferes de TUVISA están obligados a aceptar todo tipo de monedas "de curso legal", la conductora preguntó al usuario si tenía monedas de cinco céntimos, más cómodas para guardarlas. Las monedas pequeñas son un engorro porque los chóferes no tienen donde almacenarlas en la caja que registra el dinero en el autobús.

Al final la conductora tomó las monedas pequeñas y las utilizó para dar las vueltas a otro pasajero. Y ahí empezó el lío.

"No, no, yo tampoco quiero esas monedas, no querías cogerlas tú, pues yo tampoco las quiero", le dijo el usuario a la conductora. "Pero es dinero", le contestó la chófer. El pasajero no aceptó las monedas pequeñas y se sentó en uno de los asientos del autobús, pero la discusión no terminó ahí. Fue a más.

El ambiente se fue caldeando. El hombre le dijo a la conductora que conocía a alguien en TUVISA y la conductora avisó de que iba a avisar a los municipales porque le estaba amenazando. Todo esto 'a grito pelao' y entre volantazos del autobús de TUVISA por las rotondas entre Salburua y Escolapios. El resto de pasajeros no podían creer lo que estaba pasando.

Cuando el autobús llegó a la parada de El Corte Inglés, allí estaba esperando una patrulla de la Policía municipal y un ertzaina. Según fuentes municipales, fue el inspector de TUVISA en la central de Aguirrelanda el que avisó a la policía. Los agentes locales accedieron al autocar donde tomaron declaración a los implicados y a varios pasajeros. El Ayuntamiento afirma que la policía no abrió ficha sobre esta actuación.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?