Últimas noticias Hemeroteca

Los enemigos son de aquí

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, el leonés Juan Carlos Suárez Quiñones, acaba de darle a esta provincia la penúltima patada en el trasero de su dignidad. La decisión de realizar las necropsias de dos osos aparecidos en la Cordillera Cantábrica al CRES de Valladolid, y no en el Hospital Clínico de la Universidad de León, como se venía haciendo, es un insulto a la Facultad de Veterinaria y a nuestra universidad. El magistrado Quiñones sabrá por qué prefiere que los cadáveres de animales salvajes viajen ahora a la meseta de Castilla.

Hace décadas que esta provincia padece el escaso peso político de los dirigentes populares que ocupan cargos de relevancia en las instituciones del gobierno de la comunidad. El actual alcalde de León, Antonio Silván, dirigió la Consejería de Fomento durante 12 años; y, ni él, ni ahora Suárez Quiñones han movido un solo dedo en favor de proyectos inversores de relevancia en su propia tierra.

Ambos han ignorado el potencial de desarrollo del Polígono Industrial de Torneros y al que siguen colocado palos en la ruedas para que no avance ni un solo milímetro. Casi 200 hectáreas de terrenos, adquiridas en 2012 por el Ministerio de Fomento, y seis años después sólo hay pastizales. Nadie en el PP leonés, incluido el presidente Martínez Majo, quiere dotar este proyecto con infraestructuras que nos permitan formar parte de alguno de los corredores europeos de transporte de mercancías.

Con amigos así, no precisamos tener enemigos. El triángulo Valladolid, Burgos y Palencia es la cara que prefieren atender con esmero quienes dirigen desde el gobierno de la Junta donde poner el dinero público.

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?