¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Trincadores, no controladores

Los controladores, ese colectivo de privilegiados que ya sabemos lo que ganan, más o menos unos 200.000 euros anuales, incluso bastante más, vamos, lo que cualquiera, han vuelto a coger como rehenes a miles y miles de usuarios para sacar tajada. Han vuelto a utilizar su fuerza bruta, su insolidaridad, su egoísmo, para dar valor a lo que un día escribió Aranguren: "los valores morales se pierden en los económicos". El caso es que su vergonzoso "bloqueo" de los aeropuertos ha destapado una palabra que odio, "militarización", y lo que es gravísimo: se ha cargado las vacaciones de muchos consumidores, los han dejado tirados en los aeropuertos, angustiados, sin comida, con niños, con gente que incluso ha tenido que suspender operaciones quirúrgicas, visitas a sus familiares queridos... Han elegido el peor día, la peor hora, con nocturnidad, con alevosía. Cuando más daño hacen. Los demás les importan una mierda. Y no hay derecho. Encima han dejado con el culo al aire a las compañías aéreas, incapaces como casi siempre de gestionar el más mínimo problema - mucho más uno como este - para atender las necesidades de sus clientes. Algunos han demostrado talla pagando manutención y alojamiento, como es su obligación; otros han vuelto a esconder la cabeza debajo del ala y han eludido sus responsabilidades de atención. Por lo tanto, para todos los afectados, cuidado: ¡guarden todos los papeles, facturas, todo lo que justifique gastos, su viaje, sus horas de estancia en un aeropuerto "presos" de estos cuatreros. Hay que reclamar, denunciar, ponerse en manos de los responsables de consumo de sus comunidades autónomas, recurrir a asociaciones de consumidores... Por eso espero que ante esta situación tan grave, al margen de las medidas adoptadas por el Gobierno, la Fiscalía y quien corresponda, las asociaciones de consumidores den la talla. Esto es un atropello intolerable, un secuestro intolerable y gravísimo en el que hay que poner toda la carne en el asador para llevarlos a los tribunales. Que paguen por los daños y perjuicios. No nos deben valer los acuerdos pactados para salir de esta crisis, que suelen terminar muchas veces en "paños calientes"; si me apuran, con unión en un política común de las asociaciones contra este colectivo. Aquí espero yo al Consejo de los Consumidores, a OCU, a Facua, a Uce, Ceaccu, a Cecu y tantas otras. Hay que conseguir que nadie pierda dinero, hay que conseguir que se indemnice a los miles de usuarios afectados... A mi me gustaría mucho más esto que conseguir que a más de uno de estos les pusieran de patitas en la calle. Que también. Hay que plantarles cara a estos controladores que quizá deberían llamarse "trincadores". Esta claro que no se han enterado de lo que pasa en el mundo, en el país, y solo piensan en "trincar".

Cargando