Cadena SER

Emisoras

Buscador de emisoras

Ir

Selecciona tu emisora

Punto, SER y partido

Chela, se va el tenista pero se queda el tuitero

Aun se disputaba el Masters de Madrid en pista rápida cuando Juan Ignacio Chela enmudeció al Madrid Arena tras dar una soberana paliza a Carlos Moyá. La intensidad de su juego y el peso de sus golpes de fondo desesperaron tanto al ídolo local como a la grada, que acabó triste pero agradecida por semejante despliegue.

Perteneciente a aquella generación dorada de jugadores argentinos, el ‘Flaco’ compartió tropelías en la Davis con Nalbandián, Coria, Cañas, Puerta y Zabaleta. Con este último se lanzó a una hilarante aventura televisiva en la que se dedicaban a mostrar los entresijos del circuito: partidas de Play con Nadal y Moya, debates metafísicos absurdos y un sinfín de divertidas aventuras a las que solo puso fin la necesidad de centrarse en el tenis. http://www.youtube.com/watch?v=pnBGWhhQtSc Entre unas cosas y otras Chela se iba acomodando entre los 30 primeros del ranking y logrando buenos resultados, sobre todo en las giras de tierra, donde solía apurar las últimas rondas. Acapulco, Estoril, Amersfoort, Houston, Bucarest y Mexico D.F. lo vieron levantar trofeos, sin embargo Chela necesitaba algo más aparte del tenis, y ahí apareció Twitter.

Con sorna, ironía y mucha autocrítica, el jugador bonaerense ha ido llenando desde hace un par de años el ‘timeline’ de sus más de 200.000 seguidores de ingeniosas ocurrencias. La más retuiteada, una perfectamente extrapolable a su situación actual.

Antes, mucho antes de esto, dejó clara su admiración por Federer al que no dudó en compararse, a su manera claro está.

 

Chela arrancó 2012 en el puesto 28 del ranking y parecía increíble que pudiera retirarse tras su buena temporada en 2011. Sin embargo, una molesta lesión en los tendones de Aquiles unida a la tranquilidad que el tenista ha encontrado en Alicante, le han hecho tomar la decisión de abandonar el tenis. Se va un gran tenista, pero se queda un perfil de Twitter imprescindible.