¿No tienes cuenta?

Regístrate

¿Ya eres usuario?

Entra en tu cuenta

O conéctate con

Reflejos

¿Necesitamos el bañador para ir a la playa?

En España hay más de dos millones de personas que practican el nudismo y, por ello, las ofertas vacacionales se han ido adaptando a sus necesidades.

Según lo establecido durante el primer Congreso Nudista celebrado en 1974, entendemos por naturismo una forma de vida caracterizada por la práctica del desnudo en común, con el respeto a uno mismo, a los demás y a la naturaleza. Las ventajas que tiene son la comodidad, la liberación y la aceptación de uno mismo. Para Ismael Rodrigo, presidente de la Federación Española de Naturismo, los objetivos principales son "librarse de los tabús, de la sexualización del ser humano, de la educación negativa hacia el cuerpo... Nosotros no usamos ropa cuando no es necesario".

Desde 1988 no existen playas autorizadas o prohibidas y, por lo tanto, todos podemos disfrutar de nuestras vacaciones dónde y cómo queramos. "Desde la Federación Española Naturista promueven que la gente no vaya a gente de tradición naturista pero, a día de hoy, siguen decantándose por las playas nudistas".

Para conocer una de las alternativas hoteleras existentes para este colectivo hablamos con Guillermo Almagro. Él trabaja para la empresa trasmedtour y su último proyecto ha sido la apertura del hotel naturista Naturplaya, en Mallorca. Es el único de la isla y, además, se encuentra en un espacio enclave para los nudistas. "Hay muchos hoteles que dedican ciertos espacios para practicar el nudismo, pero hoteles totalmente naturistas existen unos diez en toda España" nos contaba Guillermo. La clientela que acude a estos hoteles oscila entre los 35 y 70 años, busca generalmente paz y calma y, además, una zona en la que sentirse libre y respetado.

Reflejos. Nudismo

Reflejos. Nudismo

Cargando
Cadena SER

¿Quieres recibir notificaciones con las noticias más importantes?